Para debilitar a la CGT, dos CGT

 
EXTRACTO GRATUITO

A partir de hoy comenzará a modificarse un rasgo sobresaliente del paisaje político de la última década. El sindicalismo ya no se agrupará en una sola CGT. La central obrera volverá a dividirse, como tantas veces, en dos entidades que reclaman para sí la representación oficial de los trabajadores.En una estará Hugo Moyano. En la otra, los que pretenden desplazarlo por el metalúrgico Antonio Caló. La estrategia de Cristina Kirchner frente a esta reconfiguración de la escena económica y social todavía es una incógnita. Pero si se examinan las adversidades que enfrenta el "modelo productivo con inclusión social", lo más probable es que el Gobierno cambie de candidato para tratar con el movimiento obrero. Para debilitar la resistencia a las incomodidades de la economía el caos es más eficiente que Caló.Los dirigentes sindicales que pretenden reemplazar a Moyano volverán a reunirse hoy en la sede porteña de Luz y Fuerza, que conduce Oscar Lescano. Allí aprobarán una impugnación a la reunión de consejo directivo que presidió Moyano el último 24 de abril. La excusa es que ese día no se alcanzó el quórum, ya que los consejeros fueron sustituidos por otros representantes de sus organizaciones, una práctica irregular pero admitida desde siempre. Con la objeción se pretende anular lo que se resolvió en aquel encuentro: el llamado al Comité Central Confederal, que, el próximo 23, convocaría para el 12 de julio a un congreso que elegiría al nuevo secretario general. Con la impugnación de hoy todo ese proceso quedará en tela de juicio.Los inspiradores de esta estrategia son "los Gordos" -Lescano, Armando Cavalieri y Carlos West Ocampo- y los "independientes" -Gerardo Martínez (Uocra), Andrés Rodríguez (UPCN) y José Luis Lingeri (Obras Sanitarias)-. Ellos http://www.lanacion.com.ar/1468182-acusan-a-moyano-de-falsificar-el-quorum-en-la-reunion-de-la-cgt de estar adulterando los padrones con incorporaciones de última hora para imponer la junta que controle la elección. "En estas condiciones el congreso terminará a los tiros", pronostican, con un brillo en los ojos, varios pistoleros sindicales.Los conjurados de Luz y Fuerza dicen contar con los delegados necesarios para consagrar una nueva conducción. Por esa razón están seguros de que el Ministerio de Trabajo y la Justicia respaldarán sus pretensiones. La hipótesis sobre la que trabajan es que la Presidenta quiere contar con una CGT dialoguista conducida por ellos.Algunos indicios obligan a dudar de esa premisa. Por...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA