Sentencia Definitiva de SUPREMA CORTE DE JUSTICIA DE LA PROVINCIA, 12 de Agosto de 2009, expediente L 101732

PresidenteSoria-Kogan-Pettigiani-de Lázzari
Fecha de Resolución12 de Agosto de 2009
EmisorSUPREMA CORTE DE JUSTICIA DE LA PROVINCIA

A C U E R D O

En la ciudad de La Plata, a 12 de agosto de 2009, habiéndose establecido, de conformidad con lo dispuesto en el Acuerdo 2078, que deberá observarse el siguiente orden de votación: doctoresS., K., P., de L.,se reúnen los señores jueces de la Suprema Corte de Justicia en acuerdo ordinario para pronunciar sentencia definitiva en la causa L. 101.732, "C., H.A. y otros contra Ford Argentina S.C.A. Diferencia de salarios".

A N T E C E D E N T E S

El Tribunal del Trabajo nº 4 de San Isidro hizo lugar a la acción instaurada, con costas (v. fs. 58/71 vta.).

La parte demandada dedujo recurso extraordinario de inaplicabilidad de ley (v. fs. 75/85 vta.).

Dictada la providencia de autos, ante la insuficiencia del valor de lo cuestionado y hallándose la causa en estado de pronunciar sentencia, la Suprema Corte decidió plantear y votar la siguiente

C U E S T I O N

¿Qué pronunciamiento corresponde dictar?

V O T A C I O N

A la cuestión planteada, el señor J.d.S. dijo:

  1. El tribunal del trabajo interviniente desestimó la excepción de prescripción opuesta por la accionada e hizo lugar a la demanda promovida por H.A.C., G.A.A., A.Á.F. y M.E.B. contra Ford Argentina S.C.A., mediante la cual procuraban el cobro de las eventuales diferencias salariales que pudieran resultar de calcular la incidencia de la asignación remunerativa vacacional prevista en el art. 29 de la Convención Colectiva de Trabajo 8/89 "E" sobre el sueldo anual complementario, según el sistema de liquidación de haberes vigente hasta el mes de junio de 1992.

    En lo concerniente a la calificación de la conducta asumida por la demandada, el órganoa quoponderó la existencia de numerosos precedentes en los que había arribado a idénticas conclusiones a las establecidas en el presente, como así también la acreditación en autos de que los actores habían ya obtenido sentencias favorables por los mismos reclamos en distintas épocas, pese a lo cual la accionada había continuado calculando el aguinaldo de los trabajadores en forma errónea (v. fs. 67 vta.).

    Concluyó, entonces, que su obrar resultaba temerario y malicioso, por tener como única finalidad obstruir y dilatar la satisfacción de los legítimos créditos de los accionantes, actuando con plena conciencia de la propia sinrazón (v. fs. citada).

    En este sentido, destacó que los jueces tienen el deber de evitar el uso abusivo del proceso, previniendo o, en su caso, sancionando todo acto contrario al deber de lealtad, probidad y...

Para continuar leyendo

Solicita tu prueba

VLEX utiliza cookies de inicio de sesión para aportarte una mejor experiencia de navegación. Si haces click en 'Aceptar' o continúas navegando por esta web consideramos que aceptas nuestra política de cookies. ACEPTAR