Critican la judicialización de un pedido de aborto

 
EXTRACTO GRATUITO

El Instituto Nacional contra la Discriminación (Inadi) afirmó ayer que el pedido de aborto a una niña entrerriana de 11 años que quedó embarazada tras ser abusada no debería haber llegado a la Justicia y debió haberse realizado "sin demora" en los servicios de salud.El interventor del Inadi, Pedro Mouratián, sostuvo que "tomando en cuenta la edad de la niña, y que el embarazo fue producto de un abuso sexual, el caso encuadraría en el artículo 86 del Código Penal de la Nación Argentina".Coincidió Estela Díaz, referente de la campaña nacional por el derecho al aborto legal seguro y gratuito, quien recordó que el año pasado "hubo dos niñas, una en Bahía Blanca y otra en Misiones, de 12 y 14 años, cuya situación no se resolvió judicialmente porque los jueces dijeron que era el sistema de salud el que tenía que encargarse".Con el mismo criterio, distintas organizaciones sociales, gremiales y de mujeres, tanto locales como llegadas desde Paraná, se congregaron ayer en la puerta del tribunal de Concordia para solicitarle al juez Raúl Tomaselli que se expida sobre el pedido de la madre de la pequeña, quien solicitó la realización de un aborto no punible.Allí dieron una conferencia de prensa en la que Nora Martínez, de la Central de Trabajadores Argentinos (CTA) de Paraná afirmó que "una violación es un crimen; si se continúa con el embarazo de la niña hay serios riesgos de vida y no solamente físicos, sino también psicológicos y sociales"."Medieval""Pensar que esta niña puede ser madre es medieval", dijo a la agencia Télam desde Paraná la licenciada en obstetricia...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA