Covid-19, pandemia y salud mental

Hace ya nueve meses que el Covid-19 nos acosa, y, según parece, nos acosará un tiempo más. No sabemos cuánto más. Tampoco si las vacunas serán efectivas, si producirán inmunidad (¿para siempre? ¿por un tiempo?), si los infectados se reinfectan o si desarrollan inmunidad permanente. Estamos acosados por una enfermedad nueva para el humano, un virus, una minúscula e insignificante partícula de material genético que el sistema inmunitario humano desconoce y por desconocer no recuerda, y por no recordar no sabe qué hacer con ella. Solo padecerla.La medicina trata de saber qué provoca este virus. Apenas si tenemos algunos fotogramas. No sabemos la película completa. Y ojalá sea una película y no una serie de varios capítulos porque eso significaría que el virus es capaz de mutar, ser otro y producir otras cosas. En tanto, esta minúscula partícula de material genético se esparce como el polvo: flota en el aire, se aquieta en los lugares cerrados, la empuja el aliento, reverbera en las aglomeraciones. La esparcen enfermos, la esparcen enfermos que no saben que están enfermos (y quizá nunca lo sabrán). A los fines prácticos, la esparcen enfermos y sanos. Se disemina mucho. No respeta fronteras ni decretos ni leyes. Ese es el problema: este virus que el humano desconoce es pandemia, una nubecilla infecciosa que cubrirá el mundo entero hasta que una vacuna le ponga freno o la cantidad de infectados limite la cadena de contagios, si es que la inmunidad de los infectados es permanente.De repente el abanico de la vida se cerró. Salimos a la calle enmascarados. Alcohol en los bolsillos, en la cartera, jabón y agua esperándonos en casa. Algunos dejan la ropa en el umbral y van directamente hacia la ducha. Lavandina en la suela de los zapatos, fregar las compras como si fuera ropa sucia traída de la calle. En fin, para los más, el abanico de la vida en una línea donde todas las directrices que abrían el espectro se han hecho una. Para otros, la negación: "aquí no pasa nada, es apenas una...

Para continuar leyendo

Solicita tu prueba