Lloró la copla en la Serenata de Cafayate

Todavía faltaba que actuaran Los Tekis, el número fuerte de la tercera noche para la organización de la Serenata de Cafayate, cuando subió a escena la coplera Mariana Carrizo, una de las representantes más fieles y auténticas de toda esa profunda cultura ancestral que anida en el corazón de los Valles Calchaquíes. Minutos después, la artista salteña consagrada en Cosquín en 2004 tuvo que bajar abruptamente del escenario. "Previo a subir me dijeron que si me pasaba del minuto quince me cortaban el sonido. Quedé con toda la impotencia en la garganta. De cuarenta minutos de espectáculo se me bajó a doce minutos de actuación. No me dieron explicaciones. Lo bonito fue...

Para continuar leyendo

Solicita tu prueba

VLEX utiliza cookies de inicio de sesión para aportarte una mejor experiencia de navegación. Si haces click en 'Aceptar' o continúas navegando por esta web consideramos que aceptas nuestra política de cookies. ACEPTAR