Sentencia de Cámara Nacional de Apelaciones en lo Comercial - Camara Comercial - Sala D, 5 de Septiembre de 2017, expediente COM 002123/2015/CA001

Fecha de Resolución 5 de Septiembre de 2017
EmisorCamara Comercial - Sala D

Poder Judicial de la Nación Cámara Nacional de Apelaciones en lo Comercial SALA D En Buenos Aires, a los 5 días de septiembre de 2017, se reúnen los Señores Jueces de la Sala D de la Excelentísima Cámara Nacional de Apelaciones en lo Comercial de la Capital Federal, con el autorizante, para dictar sentencia en la causa "COOPERATIVA DE VIVIENDA CREDITO Y CONSUMO CREDIKOT LTDA. C/ AMX ARGENTINA S.A. S/ ORDINARIO", registro n° 2123/15, procedente del JUZGADO N° 26 del fuero (SECRETARIA N°

52), en los cuales como consecuencia del sorteo practicado de acuerdo con lo previsto por el art. 268 del Código Procesal, resultó que debían votar en el siguiente orden, D.: G., V., H..

Estudiados los autos la Cámara planteó la siguiente cuestión a resolver:

¿Es arreglada a derecho la sentencia apelada?

A la cuestión propuesta, el Señor Juez de Cámara, D.G. dijo:

  1. La sentencia de primera instancia.

    La magistrado de grado rechazó la demanda que dedujo Cooperativa de Vivienda Crédito y Consumo Credikot LTDA. contra AMX Argentina S.A.

    (“Claro”), por cobro de la suma de $ 104.383 más intereses, sustentada en el reintegro de un importe facturado de forma improcedente por cierto consumo telefónico y en el pedido de la sanción prevista en el art. 52 bis de la ley 24.240. Asimismo, dirigió la acción a que se unifiquen 58 líneas telefónicas de su empresa en el plan TCM 07.

    Las costas fueron impuestas a la actora en su carácter de vencida.

    Fecha de firma: 05/09/2017 Alta en sistema: 06/09/2017 Firmado por: G.G.V., JUEZ DE CAMARA Firmado por: J.R.G., JUEZ DE CAMARA Firmado(ante mi) por: JULIO FEDERICO PASSARON, SECRETARIO DE CAMARA #24633398#187349393#20170904122027109 Arribó a esa conclusión luego de analizar el detalle de los consumos telefónicos de la Cooperativa, documental que juzgó como única probanza idónea para dilucidar la cuestión en torno al reclamo de la suma de $ 4.383, vinculado al cobro que efectuó la demandada por el uso del servicio de telefonía móvil por sobre el límite de crédito que la actora tenía disponible.

    Sostuvo que del mérito de aquel elemento probatorio no se deriva que el monto señalado no hubiese sido consumido por la accionante en minutos telefónicos, por lo que concluyó que no existiendo otras pruebas sobre el asunto que demuestren lo contrario, la desestimación del rubro articulado resultaba ineludible.

    Seguidamente, también rechazó el reclamo por daño punitivo que fue cuantificado en $100.000. Dijo que la actora nunca negó haber realizado los cargos que le fueron facturados, por lo que infirió que efectivamente consumió

    esos minutos telefónicos en exceso del crédito que le habían concedido. No obstante ello, destacó que su reproche se circunscribió al corte del servicio sin aviso, cuyo menester, fue solucionado al momento en que pagó la factura en cuestión, por lo que consideró que ninguna falta grave realizó la defensa que amerite tal sanción.

    Finalmente, desestimó el pedido de unificación de las líneas telefónicas por considerar que ese reclamo no tiene un fin indemnizatorio que se relacione con cuestiones debatidas en este juicio, sino que se refiere a una pretensión tendiente a modificar las condiciones contractuales pactadas, lo que a su juicio exorbita el tratamiento en este proceso, más aun cuando siquiera surge acompañado el contrato celebrado entre ellas.

  2. El recurso.

    La actora apeló en fs. 260 y expresó los agravios de fs. 267/274, que fueron contestados por la parte demandada en fs. 276/277.

    Fecha de firma: 05/09/2017 Alta en sistema: 06/09/2017 Firmado por: G.G.V., JUEZ DE CAMARA Firmado por: J.R.G., JUEZ DE CAMARA Firmado(ante mi) por: JULIO FEDERICO PASSARON, SECRETARIO DE CAMARA #24633398#187349393#20170904122027109 i. Preliminarmente, en su profuso memorial, hizo referencia a ciertos aspectos que consideró soslayados por la juez a quo al momento de sentenciar.

    Destacó que el vínculo entre las partes se enmarca en una relación de consumo, por lo que debió aplicarse la normativa de la ley 24.240.

    Se quejó de que la magistrado de grado hubiere aludido a la ausencia del contrato celebrado entre las partes, pues, señaló que fue la demandada quien incumplió desde un principio con el deber de información cierta, clara y detallada y con la entrega de un ejemplar del convenio, conforme lo exige el art. 4 y 10 de la ley mencionada.

    Puso de resalto que el servicio telefónico que brinda la defensa integra los denominados servicios públicos domiciliarios, por lo cual la información debió ser por escrito, lo que, aseveró, nunca ocurrió.

    En esa misma línea argumentativa, señaló la actora que se omitió

    aplicar el apercibimiento previsto en el art. 388 del Código Procesal, el principio que sienta el art. 3 de la Ley de Defensa al Consumidor, y, además, el principio de la carga dinámica de la prueba, dado que la demandada fue intimada a acompañar el contrato y no lo hizo.

    Luego efectuó un análisis de la tesis defensiva de AMX Argentina S.A.

    y de la ausencia de pruebas que sustenten sus dichos enmarcado en la ley de defensa al consumidor.

    Se...

Para continuar leyendo

Solicita tu prueba

VLEX utiliza cookies de inicio de sesión para aportarte una mejor experiencia de navegación. Si haces click en 'Aceptar' o continúas navegando por esta web consideramos que aceptas nuestra política de cookies. ACEPTAR