CONTRATO DE TRABAJO: Tareas de limpieza en embajada. Presunción del art. 23, L.C.T.; prueba de que las tareas se debían encuadrar como servicio doméstico; carga (CNTrab., sala I, noviembre 22-2012)

Páginas:36-37
 
EXTRACTO GRATUITO
36 JURISPRUDENCIA
20.744 de contrato de trabajo, LCT y no el
régimen del decreto 326 /56 que regula el
trabajo del servicio doméstico. En ese mar-
co, difi rió a condena las indemnizaciones
correspondientes por despido, con ajuste a la
normativa ya citada.
2º Tal decisión es apelada por la parte
demandada a tenor de las manifestaciones
vertidas en la memor ia.
Adelanto que por mi intermedio, el recu rso
no tendrá favorable recepción.
En efecto, llega firme a esta Alzada que
la actora se desempeñó para la demandada
en tareas de limpieza desde el 01.11.2004
hasta el 15.10.2008 en que fue despedida sin
causa. La apelante se queja porque el “a quo”
determinó que el vínculo debía reg irse por la
ley de contrato de trabajo y no por el estatuto
del servicio doméstico, argumento que reitera
al apelar.
Liminarmente cabe recordar que la pre-
sunción emanada del art. 23 L CT opera
igualmente aún en los casos en que la pres -
tación sea cal ificada de m anera diferente
para caracteri zar el contrato, como ocurre
en el presente caso. Es así que, como no
es un hecho controvertido la prestación de
tareas de la actora a favor de la demanda-
da atento el expreso reconocimiento vertido
en el responde, correspondía a la accionada
demostrar que las tareas desplegadas por
Zárate debían efectivamente ser encu adra-
das dentro del estatuto pretendido a efectos
de desvirtuar ta l presunción. Al respecto,
cabe recordar que, probada la existencia de
la prestación laboral, ello permite activar la
presunción prevista por el art. 23 LCT, salvo
que se aporten elementos de prueba que la
desvirtuen, actividad que estimo no fue cum-
plimentada (arts. 377 y art. 163 inc. 5º ú ltimo
párrafo del CPCCN). D igo esto porque el art
2º inc d) de la ley 24.488, normativa dictada
a influjo de la doctrina de la Cort e Federal
de autos “Manauta” (Fallos 317:1880), esta-
CONTRATO DE TR ABAJO : Tare as d e
limpieza en embajada. Presu nción
del art. 23, L .C.T.; prueba de que las
tareas se debían encuadrar como ser-
vicio doméstico ; carga
· La presunción emanada del art. 23,
L.C.T. opera igualmente aun cuando la pres-
tación sea calificada de manera diferente para
caracterizar el contrato, como en el caso, de
servicio doméstico.
2. — No controvertida la prestación de
tareas a favor de la demandada, corresponde
a ésta demostrar que tales tareas debían ser
efectivamente encuadradas dentro del estatuto
del servicio doméstico.
3. — La circunstancia de que la embaja-
da participe de la personalidad del Estad o
extranjero no la releva de cooperar en ma-
teria probatoria o que se encuentre inmune
respecto de las presunciones sustantivas que
el derecho laboral de fondo establece como
reflejo del principio protectorio, porque si así
fuera, se vaciaría de contenido la le y 24.488
que, en coherencia con las normas de derecho
internacional, las releva de inmunidad juris-
diccional en cuestiones laborales, en las que
se procura el cobro de créditos de naturaleza
alimentaria .
2888. — CNTrab., sala I, noviembre
22-2012. — Zárate D ebans, Ludmila J. c.
Embajada de la República de Angola s /
despido, TySS, ’13-36.
La doctora Vázquez dijo:
1º El juez de primera instancia hizo luga r
a la demanda orientada al cobro de indem-
nizaciones por despido y otros créditos de
naturaleza laboral. Para así decidir, luego
de valorar las pruebas producidas y los an-
tecedentes del caso, concluyó que la relación
de trabajo que unió a las partes f ue la ley

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA