Conclusiones

Autor:Alberto Vicente Fernández
Páginas:139-148
 
EXTRACTO GRATUITO

Page 139

  1. Quintiliano desea una retórica digna del pasado, y recoge lo mejor de la tradición griega y romana.

    Las Instituciones oratorias tienen por fin la formación del hombre de acuerdo con el humanismo, que va más allá de la formación del ciudadano. Su autor pertenece a la historia de la retórica, pero asimismo a la historia de la pedagogía.

  2. La idea fundamental de las Instituciones, obra llamada también La educación de un orador, es que la retórica forma parte de la educación del hombre, no es sólo un arte de hablar con persuasión.

    Quintiliano acompaña al alumno desde los primeros años, lo educa mediante la palabra y otros ejercicios, cuya enseñanza culmina en la escuela de retórica después de haber pasado por la escuela elemental y de gramática.

    La cuestión de si la enseñanza debe ser domestica o pública es resuelta por Quintiliano a favor de la segunda, por las ventajas que ofrece el medio edu-Page 140 cativo en que actúan el maestro y los alumnos, superior al medio del discípulo aislado.

    Sin embargo, la primera educación da relevancia a la familia, en cuyo seno se forman las primeras costumbres y actitudes. Quintiliano encomia las cualidades individuales, y es optimista respecto de la capacidad que tiene el hombre de aprender y mejorar.

    Las Instituciones recomiendan mucho cuidado en la elección del pedagogo, quien debe ser hábil para descubrir y tantear la índole del niño.

    Recogen la trinidad de los sofistas, para quienes naturaleza, enseñanza y hábito son factores de la educación humana, como son en la cultura de la tierra.

    La gramática, más que un arte de hablar y escribir con corrección, familiariza con los escritores y oradores, sobre todo clásicos. La lectura, además de iniciar en las inflexiones de la voz y la buena pronunciación, prepara para comprender las grandes obras.

    La música y la geometría integran el programa de las escuelas elemental y de gramática.

    La originalidad de Quintiliano es su demostración de que el hogar, la escuela elemental, la de gramática y la de retórica se relacionan, pues antes de él no eran etapas de un mismo proceso; y es original también porque demuestra la importancia de la palabra en ese proceso.

  3. Los niños tienen una rica vida psicológica, y su capacidad imaginativa y su saber son más inten-Page 141 sos que extensos; pero en Jos primeros años no pueden expresar esa vida interna por faltarles experiencias y educación verbal. Por ello la dialéctica y su hermana la retórica realizan el tránsito del logos o verbo mental, palabra interna, a la palabra externa.

    La retórica consiste en persuadir por la fuerza del decir, entendiendo por bien decir una manera bella de hablar con veracidad y moralidad.

    Quintiliano sigue la definición de Aristóteles en cuanto la retórica apunta al acto, no al resultado, porque es el arte de hallar en cada caso los medios para persuadir.

    Continúa probando la utilidad de este arte, su fin y ubicación en el mundo de la techné, de la práctica o acción. La retórica es un arte práctica.

    Quintiliano resuelve mal la cuestión de la moralidad de la retórica, pues dice que ella es virtud, no distinguiéndola del orador. Si bien el único fin de...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA