Sentencia de Cámara Nacional de Apelaciones del Trabajo - CÁMARA NACIONAL DE APELACIONES DEL TRABAJO - SALA III, 12 de Julio de 2019, expediente CNT 026142/2014/CA001

Fecha de Resolución12 de Julio de 2019
EmisorCÁMARA NACIONAL DE APELACIONES DEL TRABAJO - SALA III

Poder Judicial de la Nación SENTENCIA DEFINITIVA CAUSA Nro. 26.142/2014 AUTOS “CLAVERO ESTER CATALINA c/COMPAÑÍA ALIMENTARIA NACINAL SOCIEDAD ANONIMA (D) s/DESPIDO” JUZGADO Nº 9 -.

En la ciudad de Buenos Aires, capital de la República Argentina, 12/07/19 reunidos en la S. de Acuerdos los señores miembros integrantes de este Tribunal, a fin de considerar los recursos deducidos contra la sentencia apelada, se procede a oír las opiniones de los presentes en el orden de sorteo practicado al efecto, resultando así la siguiente exposición de fundamentos y votación.

La D.D.C. dijo:

I.-La Sra. Juez de grado anterior, hizo lugar parcialmente a la demanda y condenó a Compañía Alimentaria Nacional SA, al pago de los rubros salariales, sac proporcional del segundo semestre del 2011 y vacaciones proporcionales (fs. 453/455).

Contra tal pronunciamiento, se alza la parte actora a tenor del memorial obrante a fs. 456/462vta. con réplica de fs. 465/466 vta.

  1. La actora en su escrito inicial, manifestó que inició

    su demanda contra Compañía Alimentaria Nacional SA, y manifestó que el 26 de abril de 2006 ingresó a prestar tareas para esta sociedad, aun cuando en los recibos de haberes se consignaba 28 de marzo de 2007, señaló que sus labores eran como camarera de bar y confitería en distintos establecimientos, que cumplió

    una jornada de lunes a sábados de 7:00 a 18:00 hs., realizando horas extras.

    La demandante esgrime que en el año 2011, percibió

    por recibo la remuneración de $1.100 mensuales, y que la misma se incrementó a $3.100. Ahora bien, señala que además le abonaban en “negro” el monto de $800 mensuales. Afirmó que cumplió sus labores en forma regular sin llamados de atención o amonestaciones, y que internó infructuosamente que su empleadora regularizara correctamente el vínculo de trabajo.

    Asimismo, la reclamante aduce que el 21 de marzo de 2011, se le otorgó una licencia médica atento su estado psicológico por ansiedad y pánico, la cual se extendió hasta el 16 de julio de 2011 y desde el 1 de agosto de 2011 hasta el 25 de septiembre de 2011, en el mismo año, estuvo de licencia médica por embarazo. Afirma que el 27 de septiembre de 2011, se presentó a prestar tareas en forma normal y habitual, lo que hizo hasta el 24 de octubre de 2011, en que sufrió una nueva descompensación. A partir de ese momento, se vio inmersa en una nueva licencia conforme lo prescripto en el art. 208 de LCT hasta que la accionada el 5 de noviembre de 2011, procedió a reservarle su puesto de trabajo en los términos del art. 211 de la LCT.

    Fue así, que intimó a la empleadora para que le abonaran los salarios del mes de noviembre y a que registraran correctamente el contrato de trabajo en relación con la fecha de ingreso, la real remuneración y las Fecha de firma: 12/07/2019 Firmado por: D.R.C., JUEZ DE CAMARA Firmado por: M.L.G., SECRETARIA Firmado por: A.H.P., JUEZ DE CAMARA #20253103#239395517#20190712082938379 horas extras. Ante el desconocimiento de la demandada, el 9 de enero de 2012 la actora se consideró despedida (fs. 6/11).

    La demandada contestó demanda, reconociendo la relación de trabajo y el despido indirecto, pero negó cada una de las irregularidades que denunció la actora en su escrito inicial, a saber la fecha de ingreso, el salario pretendido, y la jornada de labor. Señala, que la actora siempre fue remunerada conforme las escalas salariales vigentes para la actividad.

    También aduce, que ante el precario estado de salud de la trabajadora, le otorgó

    licencias médicas y abonó los salarios sin demora alguna, y que una vez concluido el período de licencia paga, le comunicó la entrada en vigencia del plazo de reserva. Por último, argumenta que la actora, invocando una deficiencia registral y un inexistente incumplimiento en el pago de salarios, se dio por despedida en forma totalmente ilegítima y sin fundamento alguno (fs. 274/284).

  2. Luego de una breve reseña de los hechos procederé

    a tratar el recurso de apelación planteado por la parte actora.

    La misma se considera agraviada porque la Sra. Juez de grado anterior concluyó que la actora no acreditó las irregularidades e incumplimientos invocados en...

Para continuar leyendo

Solicita tu prueba

VLEX utiliza cookies de inicio de sesión para aportarte una mejor experiencia de navegación. Si haces click en 'Aceptar' o continúas navegando por esta web consideramos que aceptas nuestra política de cookies. ACEPTAR