Diego Paszkowski: clarinete, escritura y consejos atendidos

 
EXTRACTO GRATUITO

El escritor Diego Paszkowski, autor de la novela Tesis sobre un homicidio , en la que se basó la película de Hernán Goldfrid, vuelve aquí a su primer oficio: el periodismo, en el que, según cuenta, no le fue demasiado bien. Sin embargo, en este autorreportaje demuestra que sí tiene talento. Al menos, para la autoentrevista y la autofoto. Que no es poco.-De no haber sido escritor o docente, ¿qué te hubiera gustado ser?-Músico de jazz. En mis ratos libres toco el clarinete y también en las reuniones con mis amigos. Lo mejor que me pasó en ese sentido es que una vez, en una reunión en casa de una conocida, pude improvisar un par de temas nada menos que con Chucho Valdés, el gran pianista cubano.-¿Cómo fue tu paso por el periodismo?-Malísimo. Empecé a los 18 años en una revista de humor; luego pasé sin pena ni gloria por un par de diarios; luego caí un tiempo en una agencia de noticias, y al final terminé por escribir en la revista Decorando Tortas, que era un festival de infinitivos: cortar, doblar, pegar? Estaba claro que mi carrera como periodista caía en picada? No tenía vocación para eso. Por suerte, con los talleres de escritura me fue mejor.-¿Qué satisfacciones te dio tu carrera literaria?-Ganar el premio de novela de LA NACION. Que un grande como Justo Navarro escribiera un prólogo para mi Tesis sobre un homicidio . Recibir un elogio de Adolfo Bioy Casares. Beber unos whiskies en...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA