El chavismo cierra el cerco sobre el único canal opositor

 
EXTRACTO GRATUITO

CARACAS.- El lanzamiento en Caracas de la Televisión Digital Abierta (TDA), con importante participación argentina y en presencia del ministro de Planificación Julio De Vido, supuso un nuevo giro de tuerca contra Globovisión. La exclusión "arbitraria" del único canal opositor amenaza, una vez más, con acallar su voz crítica."Es una sentencia de muerte. El convicto no muere el día de la sentencia, pero sabe que lo va a hacer tarde o temprano. El día que decreten que la señal analógica debe morir, ese día mueres en analógico, y de acuerdo con nuestra legislación, también en satelital y por cable", dijo a LA NACION Ricardo Antela, abogado de Globovisión.La exclusión del canal no es ni casual ni gratuita. "El reto son los contenidos", advirtió Jorge Arreaza, ministro de Ciencias. Nicolás Maduro fue más allá: "El socialismo comunicacional es vital para el socialismo del siglo XXI".La televisión de alta definición, "al alcance del pueblo", comenzó a emitir con once canales, ocho de ellos públicos y tres privados. Por ahora, da servicio a trece ciudades.En 2011, Chávez suscribió un convenio con la Argentina para la fabricación de los decodificadores. De ahí la entusiasta presencia de De Vido, que sostuvo que "el compromiso no sólo es tener la mejor tecnología, sino la mejor programación".Una doble propuesta con trampas. "Venezuela llega a la fiesta de la TV digital con retraso y, además, intentando convertirla en logro político, una ofrenda para el máximo líder. Basta revisar las experiencias en el resto del mundo y ver sus fechas para ver cómo tanta palabrería se cae", señaló Luis Carlos Díaz, ciberactivista y reconocido experto en nuevas tecnologías.En cuanto a la tan cacareada programación, se busca un traje bolivariano a la medida, similar a lo que hoy se ve en el canal público: apología de Chávez...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA