Sentencia Interlocutoria de SUPREMA CORTE DE JUSTICIA DE LA PROVINCIA, 21 de Diciembre de 2016, expediente Rc 121131

Presidentede Lázzari-Kogan-Pettigiani-Soria
Fecha de Resolución21 de Diciembre de 2016
EmisorSUPREMA CORTE DE JUSTICIA DE LA PROVINCIA

//Plata, 21 de Diciembre de 2016.

AUTOS Y VISTO:

Los señores jueces doctores de Lázzari, K., P. y S. dijeron:

  1. La Sala III de la Cámara Segunda de Apelación en lo Civil y Comercial del Departamento Judicial de La Plata confirmó la resolución de primera instancia que, a su turno, acogiera parcialmente el planteo de cosa juzgada írrita deducido por los herederos de C.H.C., ordenando la deducción del honorario regulado al doctor P.F. la suma correspondiente a la hacienda doblemente incorporada y declarando la firmeza de la regulación efectuada con relación a los inmuebles (fs. 295/298 vta.).

  2. Contra dicho pronunciamiento, los referidos herederos (señora L.B.E. de Ceratto y señores J.R. y A.G.C.) interponen recurso extraordinario de inaplicabilidad de ley mediante el que denuncian la violación de los artículos 35 de la ley 8904 y 9, 10, 11, y 322 del Código Civil y Comercial de la Nación como también de doctrina legal que citan (fs. 302 vta./306).

  3. La impugnación no prospera, atento a la insuficiencia técnica que exhibe (conf. art. 279, C.P.C.C. y art. 31 bis, ley 5827).

a] Ha dicho este Tribunal -en forma reiterada- que quien afirma que el fallo transgrede determinados preceptos del derecho vigente o denuncia absurdo, anticipa una premisa cuya demostración debe luego llevar a cabo. El incumplimiento de esta exigencia provoca la insuficiencia del intento revisor (conf. causas C. 100.855, sent. del 12-III-2014; C. 119.507, resol. del 26-III-2015; C. 118.236, sent. del 8-IV-2015), que como -se adelanta- acontece en el caso (art. 279, C.P.C.C.).

En efecto, una atenta lectura del escrito recursivo permite advertir que los impugnantes se desentienden de los motivos brindados por la Cámara, quien luego de repasar las incidencias acontecidas en elsub lite, tales: la solicitud conjunta de los herederos y el doctor F. para la inscripción de los inmuebles que fueran del dominio del causante denunciando su valuación conforme martilleros de la zona; como la toma de conocimiento de la referida inscripción y regulación de honorarios ordenada en autos mediante cédula de notificación a ellos dirigida, juzgó la sinrazón de la protesta ante la carencia de elementos o indicio alguno que permita verificar la existencia de dolo o estafa procesal, razones fundantes de la cosa juzgada írrita planteada por los apelantes (fs. 296 vta.).

Pues bien, se avizora que los agravios desplegados por quienes recurren se circunscriben a exteriorizar una particular...

Para continuar leyendo

Solicita tu prueba

VLEX utiliza cookies de inicio de sesión para aportarte una mejor experiencia de navegación. Si haces click en 'Aceptar' o continúas navegando por esta web consideramos que aceptas nuestra política de cookies. ACEPTAR