Sentencia de Cámara Nacional de Apelaciones del Trabajo - SALA V, 7 de Agosto de 2015, expediente CNT 017215/2012/CA001

Fecha de Resolución 7 de Agosto de 2015
EmisorSALA V

Poder Judicial de la Nación CÁMARA NACIONAL DE APELACIONES DEL TRABAJO -

SALA VI SENTENCIA DEFINITIVA Nº 67768 SALA VI Expediente Nro.: CNT 17215/2012/CA1 (Juzg. Nº 72)

AUTOS: “CASTROAGUDIN RICARDO GUSTAVO C/ SERVIN SEGURIDAD S.A.

Y OTROS S/ DESPIDO”

Buenos Aires, 7 de agosto de 2015 En la Ciudad de Buenos Aires reunidos los integrantes de la Sala VI a fin de considerar los recursos deducidos en autos y para dictar sentencia en estas actuaciones, practicando el sorteo pertinente, proceden a expedirse en el orden de votación y de acuerdo con los fundamentos que se exponen a continuación.

EL DR. L.A.R. DIJO:

  1. Contra la sentencia de primera instancia que hizo lugar a la demanda, en lo principal, recurren la parte actora y la coaccionada, S.S.S.A., a tenor de los memoriales, obrantes a fs. 1062/1075 y fs. 1077/1082, cuyas réplicas lucen agregadas a fs. 1118/1123 (Galeno ART S.A.); fs. 1130/1133 y fs. 1124/1128, respectivamente.

    Por su parte, el perito contador apela la regulación de sus honorarios por considerarlos bajos (ver fs. 1060). A su vez, S.S.S.A. cuestiona los emolumentos fijados a favor de los profesionales intervinientes en autos por estimarlos elevados (ver fs. 1071vta., apartado f). Asimismo, Fecha de firma: 07/08/2015 Firmado por: G.L.C., JUEZ DE CAMARA Firmado por: L.A.R., JUEZ DE CAMARA Firmado por: F.S.R., SECRETARIA DE CAMARA el actor se agravia por la forma en que fueron impuestas las costas por la acción por accidente de trabajo (ver fs.

    1073/vta.).

    El Señor Juez “a quo”, en el marco de una acción por despido y accidente de trabajo fundada en los arts. 1109; 1074 y 1113 del Código Civil, admitió la pretensión del actor, pues consideró que en la medida en que no se encontraba discutido en la causa que el 9/11/2010 S.S.S.A., había rescindido sin justa causa el contrato de trabajo, resultaba indudable la procedencia de las indemnizaciones previstas en los arts. 232, 233, 245 y concs. de la L.C.T. Ello determinaba un crédito a favor del dependiente de $ 139.081,59, condena que, a su vez, extendió, en forma solidaria, a L.M.S., en su carácter de presidente de la citada persona jurídica.

    Asimismo, y en lo referido al reclamo por el infortunio laboral acaecido el 18/12/2009 que sufrió C. mientras se encontraba cumpliendo servicios de custodio en un antena de la codemandada Nextel Communications Argentina S.R.L. y como consecuencia del cual presentaba una incapacidad del 27% de la T.O., el Magistrado desestimó la acción fundada en el derecho civil, sobre la base de que el trabajador no había acreditado el nexo de causalidad adecuado. Sin embargo, condenó a Galeno ART S.A. (antes Mapfre Argentina ART S.A.) a abonarle la prestación prevista en el art. 14, apartado 2, inc. a) de la L.R.T., aunque rechazó la aplicación del índice RIPTE al que alude la ley 26.773 (ver fs. 1049/1057).

    Fecha de firma: 07/08/2015 Firmado por: G.L.C., JUEZ DE CAMARA Firmado por: L.A.R., JUEZ DE CAMARA Firmado por: F.S.R., SECRETARIA DE CAMARA Poder Judicial de la Nación CÁMARA NACIONAL DE APELACIONES DEL TRABAJO -

    SALA VI

  2. Por razones de orden metodológico trataré, en primer término, el recurso deducido por la parte actora, quién se agravia por cuanto el sentenciante de grado:

    1. Rechazó la responsabilidad civil de las codemandadas por el accidente de trabajo El actor cuestiona la conclusión a la que arribó el “a quo” referida a que “no demostró” el nexo causal entre las secuelas constatadas y los golpes que sufrió en el asalto del día 18/12/2009 (ver fs. 1062vta./1065).

      Este agravio lo trataré conjuntamente con el que deduce el demandante a fs. 1070/1072 dirigido a cuestionar el rechazo de la acción contra Nextel Communictions Argentina S.R.L.

      Liminarmente, cabe precisar que, en el escrito de inicio, el actor manifestó que se desempeñaba como “custodio”, bajo las órdenes de Servin Seguridad S.A. y que, el día 18/12/2009, mientras se encontraba realizando sus tareas en un predio perteneciente a Nextel Communications Argentina S.R.L. fue “…

      atacado por un grupo de delincuentes que (lo) golpearon fuerte y salvajemente” (ver fs. 16vta. “in fine”), como consecuencia de lo cual había sufrido, entre otras lesiones que detalló, politraumatismo con traumatismo de cráneo con pérdida de conciencia. Dijo que cuando se despertó se “…encontraba atado con precintos a nivel de los pies y manos de los cuales (fue)

      liberado por personal policial” (ver fs. 17). Agregó que, en aquella oportunidad, no poseía chaleco antibala, pese a que debía prestar servicios en zonas de alta peligrosidad. En este sentido, señaló que la empleadora no brindaba cursos, ni capacitación alguna en cuanto al uso de armas, a lo que añadió

      F. de firma: 07/08/2015 Firmado por: G.L.C., JUEZ DE CAMARA Firmado por: L.A.R., JUEZ DE CAMARA Firmado por: F.S.R., SECRETARIA DE CAMARA que en el predio que custodiaba, al momento del infortunio, no había ninguna garita, ni mucho menos identificación que permitiera suponer que su presencia en dicho lugar estaba justificada por razones de seguridad y vigilancia (ver fs.

      16vta./19, pto. X). Le atribuyó responsabilidad civil a su empleadora, S.S.S.A. y fundó la de Nextel Communications Argentina S.R.L. en el art. 1113 del Código Civil en su carácter de titular del predio en el que había tenido lugar el infortunio (ver fs. 413vta., pto. 2 a) y la de Mapfre Argentina ART S.A. (ahora Galeno ART S.A.) en lo establecido en el art. 1074 del citado cuerpo normativo (ver fs. 19/32, pto. XI).

      Al contestar demanda, Nextel Communications Argentina S.R.L., pese a que opuso excepción de falta de legitimación pasiva sobre la base de que no era la titular de la relación jurídica sustancial que daba fundamento al reclamo, reconoció

      que, en el predio en que habían tenido lugar los hechos, sólo tenía “…el uso y de un espacio para un antena” y afirmó que no tenía en aquel “…ningún tipo de personal, ni (utilizaba) el precio para ninguna actividad” (ver fs. 183vta.). En tal sentido, adjuntó a la causa los contratos de locación (ver fs.

      172/181).

      Por su parte, Servin Seguridad S.A., al comparecer al proceso, negó la mecánica del infortunio y dijo que sólo se había limitado a formular la denuncia a la ART. Alegó, en su defensa, que cumplía con las normas de seguridad e higiene y que el actor contaba con todas las habilitaciones necesarias para cumplir con sus tareas (ver fs. 284/285, pto. 5.7).

      Fecha de firma: 07/08/2015 Firmado por: G.L.C., JUEZ DE CAMARA Firmado por: L.A.R., JUEZ DE CAMARA Firmado por: F.S.R., SECRETARIA DE CAMARA Poder Judicial de la Nación CÁMARA NACIONAL DE APELACIONES DEL TRABAJO -

      SALA VI Ahora bien, teniendo en cuenta los términos en que quedó

      trabada la litis, así como también los respectivos reconocimientos y negativas formuladas por las partes, considero que, en el caso, no se encontraría discutido que C. cumplía tareas como custodio y vigilancia y que, en la madrugada en la que tuvo lugar el hecho delictivo, se encontraba prestando tales servicios en la antena de Nextel Communications Argentina S.R.L., sita en Av. Escalada y 27 de Febrero de esta Ciudad. En este aspecto, coinciden todos los testigos que comparecieron a prestar declaración en el proceso (ver fs. 724/727; fs. 728/731; fs. 732/734; fs. 735/738; fs.

      739/742; fs. 813/816; fs. 817/820; fs. 821/823 y fs. 824/826).

      Lo expresado autorizaría a afirmar que, como bien se apunta al apelar (ver fs. 1063) la actividad que desplegaba el actor constituía, “prima facie”, una labor ciertamente riesgosa (arg. art. 1113 del Código Civil). Así, el tipo de servicio que prestaba Servin Seguridad S.A. –provisión de una persona armada para vigilar la antena de la usuaria, Nextel Communications Argentina S.R.L.– importaba un riesgo intrínseco, máxime si se tienen en cuenta las condiciones en que llevaba a cabo tal labor (por ejemplo: sin chaleco antibalas).

      En este orden de ideas, y en lo que hace a la responsabilidad objetiva que el trabajador le atribuye a S.S.S.A., creo necesario puntualizar que el término “cosa”, utilizado por el legislador de la reforma de 1968 en el art. 1113 del Código Civil, no tiene el mismo alcance y significación que la del art. 2311 de dicho cuerpo legal. Ello es así, por cuanto, no sólo puede tratarse de un Fecha de firma: 07/08/2015 Firmado por: G.L.C., JUEZ DE CAMARA Firmado por: L.A.R., JUEZ DE CAMARA Firmado por: F.S.R., SECRETARIA DE CAMARA objeto, elemento o máquina o similar, sino, también, el ambiente de trabajo queda comprendido en tal concepto o, bien, las tareas del dependiente analizadas en su conjunto (doct.

      Fallos 312:145; 308:248; etc., véase, asimismo, del registro de esta Sala SD Nro. 67.348 del 18/03/2015, “P.L.A. c/ Mapfre Argentina ART S.A. y otros s/ Accidente –

      Acción Civil”).

      Éste es, por otra parte, el fundamento que inspira el art. 1757 del nuevo Código Civil y Comercial de la Nación, sancionado por la ley 26.994 (B.O.: 8/10/2014), que entró en vigencia el 1/01/2016 (ley 27.077 –B.O.: 19/12/2014–), y que recepta, en lo esencial, la uniforme tendencia jurisprudencial en la materia. Así, la norma consagra la responsabilidad de toda persona por el daño causado por “...las actividades que sean riesgosas o peligrosas por su naturaleza, por los medios empleados o por las circunstancias de su realización”.

      En el “sub lite”, el cuadro normativo descripto luce corroborado a partir de los elementos glosados en la causa y, en especial, los testimonios de fs. 724/727; fs. 728/731; fs.

      732/734; fs. 735/738 y fs. 739/742 e, incluso, los rendidos a instancias de la propia empleadora, S.S.S.A. (ver fs. 813/816; fs. 817/820; fs. 821/823 y fs. 824/826).

      En efecto, M. (ver fs. 813/816), quién presta servicios en el área de recursos humanos de la demandada, justificó la política empresarial de que el personal no vistiera uniforme y desarrollara sus servicios con “vestimenta particular”, en el entendimiento de que “en este tipo de servicios, el personal está expuesto a ataques de delincuentes y por ello es más seguro que los delincuentes...

Para continuar leyendo

Solicita tu prueba

VLEX utiliza cookies de inicio de sesión para aportarte una mejor experiencia de navegación. Si haces click en 'Aceptar' o continúas navegando por esta web consideramos que aceptas nuestra política de cookies. ACEPTAR