Sentencia de Cámara Nacional de Apelaciones del Trabajo - CÁMARA NACIONAL DE APELACIONES DEL TRABAJO - SALA III, 30 de Octubre de 2020, expediente CNT 024393/2014/CA001

Fecha de Resolución30 de Octubre de 2020
EmisorCÁMARA NACIONAL DE APELACIONES DEL TRABAJO - SALA III

Poder Judicial de la Nación CÁMARA NACIONAL DE APELACIONES DEL TRABAJO -

SALA III

24393/2014

SENTENCIA DEFINITIVA CAUSA Nº CNT 24393/2014/CA1 “CASTELLANO,

S. c/TELEFONICA DE ARGENTINA S.A. Y OTRO s/ DESPIDO”.

JUZGADO N.. 41.

En la ciudad de Buenos Aires, capital de la República Argentina, a , reunidos en la S. de Acuerdos los señores miembros integrantes de este Tribunal a fin de considerar el recurso deducido contra la sentencia apelada, se procede a oír las opiniones de los presentes en el orden de sorteo practicado al efecto, resultando así la siguiente exposición de fundamentos y votación:

La D.D.C. dijo:

  1. Contra la sentencia dictada en primera instancia, se alzan en queja la actora y la codemandada Tel Telecomunicaciones SA. La primera,

    con sustento en su presentación de fs. 376/388 con réplica de las contrarias obrantes a fs. 397/404 y fs. 408/412, mientras que, respecto de la segunda, obra su recurso a fs. 393/394, mientras que a fs. 405/406 figura la contestación de los agravios.

    A fs. 373 y fs. 375, obran las apelaciones del experto contable y de la codemandada Telefónica de Argentina SA en materia de honorarios.

  2. La accionante se considera agraviada por el rechazo de la demanda. Sostiene arbitraria la valoración de los hechos y de la prueba por parte del sentenciante de grado anterior, así como su razonamiento contrario al orden público laboral y la normativa vigente.

    Señala, básicamente, que a partir de las constancias del expediente, se corrobora que la actora siempre prestó tareas a favor de Telefónica de Argentina SA a través de la interposición de diferentes empresas, en tanto Fecha de firma: 30/10/2020

    Firmado por: C.G.A., SECRETARIO DE JUZGADO

    Firmado por: D.R.C., JUEZ DE CAMARA

    Firmado por: M.C.H., JUEZ DE CAMARA

    Firmado por: A.H.P., JUEZ DE CAMARA

    cumplió sus labores en edificios de aquélla, registrada por distintas contratistas y/o subcontratistas, ello con solución de continuidad desde el año 2000 (ver fs. 382, 5º

    párrafo).

  3. El juez de primera instancia desestimó el reclamo principal. Para ello, sostuvo que si bien se encuentra demostrado que C. trabajó para las empresas R. SA desde febrero del 2000 hasta abril del 2002,

    para Redes SRL desde febrero de 2003 a ese mes de 2006, para Phono SA desde marzo de 2006 hasta diciembre de 2009 y, finalmente, para la codemandada Tel Telecomunicaciones desde enero de 2010 hasta mayo de 2012, no existen elementos que demuestren que entre estas personas jurídicas se hubiera producido transferencia del contrato laboral que las ligaba con la accionante, resaltando que siquiera, con excepción de la última, las restantes han sido traídas a juicio.

    Así, sostuvo que sin conexión entre las empleadoras o elementos que acreditaran que se las utilizó como intermediarias fraudulentas en los términos del artículo 29 LCT, no se ha podido establecer que la reclamante ingresara a trabajar en una fecha que no fuera la registrada por su último empleador, Tel Telecomunicaciones SA.

    Para el juez de grado anterior, la poca prueba que produjo la accionante sobre la actividad que cumplía en Telefónica, ratificaría que el sub lite trata de una empleadora (Tel Telecomunicaciones) dedicada a la construcción, y tratándose por lo tanto una de tal especie pues emitía certificados de obra, encontrándose vinculada a la provisión de redes, pues ello estaba establecido en su objeto social.

    Desde dicho orden de saber, encontrándose para el Juez anterior la actividad de la empleadora comprendida en la industria de la construcción, correspondía desechar el planteo inicial en orden a la aplicabilidad de otro convenio.

  4. Sentado lo dicho, observo que la accionante se considera agraviada, en primer lugar, porque se le impuso la carga de acreditar una transferencia del contrato de trabajo, cuando en el inicio sostuvo una situación de ilicitud y fraude en los términos del primer párrafo del artículo 29 LCT. Para ella, la Fecha de firma: 30/10/2020

    Firmado por: C.G.A., SECRETARIO DE JUZGADO

    Firmado por: D.R.C., JUEZ DE CAMARA

    Firmado por: M.C.H., JUEZ DE CAMARA

    Firmado por: A.H.P., JUEZ DE CAMARA

    Poder Judicial de la Nación CÁMARA NACIONAL DE APELACIONES DEL TRABAJO -

    SALA III

    prueba de testigos acredita el vínculo laboral que mantuvo con Telefónica, a través de la interposición de diferentes empresas.

    Veamos si es así. Llegan sin ser objeto de cuestionamiento por las partes las conclusiones alcanzadas en primera instancia,

    en derredor del peritaje contable, de donde se desprende lo que dijera anteriormente, en el sentido de que C. trabajó para las empresas R. SA desde febrero del 2000 hasta abril del 2002, para Redes SRL desde febrero de 2003 a ese mes de 2006, para Phono SA desde marzo de 2006 hasta diciembre de 2009 y, finalmente, para la codemandada Tel Telecomunicaciones desde enero de 2010 hasta mayo de 2012.

    Ahora bien, destaco que durante su tramitación, la prueba de testigos producida por la accionante e invocada por ésta en forma exclusiva para sustentar su recurso (N.A.D.T.C., fs.

    278/279vta., E.E.D.T.C., fs. 281/vta., R.A.R.C., fs. 282/283 y R.G.O., fs. 311/312 vta.) no resultó objeto de cuestionamientos por las codemandadas (arg. arts. 386 CPCCN y 90 LO).

    De la lectura completa surgen los siguientes datos y conclusiones: R.A.R.C. afirmó haber trabajado con la accionante a partir del 2001, en el edificio de propiedad de la codemandada Telefónica de Argentina SA sito en la calle Parral, Caballito, Ciudad de Buenos Aires. Y si bien éste sostiene que se encontraba registrado por medio de la empresa LMT, su labor consistía en presentarle sus trabajos a C. (“Cuando el testigo ingresó la actora ya estaba trabajando en Parral y ella hacía tareas de certificación…lo sabe porque el testigo hacía eso y le presentaba los trabajos a ella…”, fs. 282) quien, a su vez, recibía órdenes por parte de los jefes de R..

    De este relato se desprende, que en esa sucursal de Telefónica había gente trabajando que pertenecía a diversos contratistas de ésta (R., ITT, Teyma, Radiotrónica, Argencobra). Así, que compartió labores con la accionante hasta el año 2002 ó 2003, sin saber por qué ella dejó de trabajar ahí (“…

    la actora habrá estado hasta el año 2002 ó 2003. Que no sabe por qué dejó de trabajar…”); luego (para el magistrado de primera instancia, “salta un intervalo considerable”), volvieron a encontrarse en el año 2010 y hasta el 2011 en la firma Tel Telecomunicaciones, codemandada en autos.

    En esta última, ubicada en la calle C.L. al 6400 (“…pero bien la altura no la sabe…”), W., Provincia de Buenos Aires, dice que realizaron las mismas tareas que oportunamente hicieron en Caballito (“…ahí

    la actora hacía certificaciones y lo sabe porque el testigo trabajó ahí. El dicente era Fecha de firma: 30/10/2020

    Firmado por: C.G.A., SECRETARIO DE JUZGADO

    Firmado por: D.R.C., JUEZ DE CAMARA

    Firmado por: M.C.H., JUEZ DE CAMARA

    Firmado por: A.H.P., JUEZ DE CAMARA

    encargado de reparto de trabajo a los técnicos. Que era lo mismo que explicó

    antes, cargar el sistema de Telefónica y asignar un baremo a cada trabajo que realizaban los técnicos instaladores de telefonía y lo sabe porque el testigo como encargado repartía el trabajo a los técnicos y tenían que devolver el trabajo...”, cfr.

    fs. 282 vta.).

    N.A.D.T., por su parte, sostuvo haber compartido con la actora tareas en otro edificio de la codemandada Telefónica, en este caso, en el situado en la calle Alianza 60, C., Provincia de Buenos Aires (“…que S.C. de haber compartido en el mismo lugar de trabajo.

    La testigo en los edificios de Telefónica y la actora también trabajaba en el edificio de Telefónica….estaba en C., en la calle Alianza 60…Ahí la conoció a la actora cuando la testigo empezó a trabajar…”, cfr. fs. 278).

    La declarante sostuvo que, al momento de su ingreso (2006 ó 2007) conoció en esa dependencia a C. quien ya se encontraba trabajando allí, contratada por R.. Declaró, también, que ambas llevaban a cabo labores de tipo administrativo y que, pese a no ser la misma tarea, compartían el lugar de trabajo (“…la testigo no recuerda si ingreso a trabajar en ese edificio en el 2006 o 2007 y trabajaba para Telefónica, contratada por una contratista R.….la actora hacía tareas administrativas, cree que eran certificaciones de alta… la testigo también hacía tareas administrativas para la parte de instalaciones.

    Que no puede decir que era específicamente lo que hacía la actora porque tenían trabajos independientes una de la otra, compartían el mismo lugar de trabajo pero no el mismo trabajo. Que estaban todos en un mismo lugar físico…” ver fs. 278

    vta.).

    El otro D.T.C.(., quien laboraba en la sede de Telefónica de F., también indicó haber visto trabajando a la accionante en la sucursal de esa empresa sita en C., en las ocasiones en las que se dirigía hacia allí por cuestiones de su desempeño (“…El testigo trabajaba para Telefónica hace unos años atrás y a la actora la cruzaba dentro del establecimiento… comenzó a trabajar en el año 2007…iba a reuniones a otro edificio en C. en la calle Alianza y ahí es donde el testigo siempre la cruzaba a la actora trabajando en la parte administrativa también...iba a reuniones mensuales o quincenales, semanales, iba y pedían cierta autorización para que les permitieran el ingreso con los datos…en las reuniones veía a la actora que estaba trabajando en la parte de certificación…no sabe bien en qué consiste ni sabe bien lo que hacía…las reuniones a las que concurría el testigo eran de objetivos de trabajo y ahí permanecía más de una hora…”, ver fs. 281 y vta.).

    Fecha de firma: 30/10/2020

    Firmado por: C.G.A., SECRETARIO DE JUZGADO

    Firmado por: D.R.C., JUEZ DE CAMARA

    Firmado por: M.C.H., JUEZ DE CAMARA

    Firmado por: A.H.P., JUEZ DE CAMARA

    Poder Judicial de la Nación CÁMARA NACIONAL DE APELACIONES DEL TRABAJO -

    SALA III

    Finalmente, observo que el testimonio de R.G.O. fue...

Para continuar leyendo

Solicita tu prueba

VLEX utiliza cookies de inicio de sesión para aportarte una mejor experiencia de navegación. Si haces click en 'Aceptar' o continúas navegando por esta web consideramos que aceptas nuestra política de cookies. ACEPTAR