Cartas de los lectores

 
EXTRACTO GRATUITO

Carta de la semana

El pueblo no da fueros

En algún momento de su discurso del miércoles pasado, la verborragia de Cristina Kirchner la llevó a declamar que tenía los fueros del pueblo. Ahora que el acto ya pasó y los ánimos se han serenado, le sugiero a la ex presidenta que haga una lectura correcta de lo manifestado: el pueblo no da fueros a los políticos, sólo les entrega su representación con el sufragio, una concesión por cuatro años, renovables o no, porque el voto puede cambiar de destinatario si otro candidato refleja mejor sus anhelos.

La militancia que la acompañó en su presentación judicial es parte del pueblo, pero no es "el pueblo". Y el mismo pueblo que la honró con su voto durante dos períodos consecutivos es el que decidió el 22 de noviembre no renovarle el apoyo que le había dado, cansado de atropellos, de delirios inconducentes, de ocultamiento de datos, de enfrentamientos innecesarios y estancamientos injustificables en casi todas las áreas, de una corrupción obscena. Ese domingo el pueblo decidió mayoritariamente, frente a las urnas, cambiar un largo ciclo de doce años movido por más de una razón.

Ovidio Winter

mailto:owinter@gmail.com

La ex presidenta ante la justicia

Autocrítica

El que hace las cosas mal no puede ser tratado igual que aquel que hace las cosas bien. Es básico para una sociedad. Premios y castigos, para reforzar conductas y valores. Autocrítica es la palabra clave. Voté a Macri, y si estuviese incriminado en causas de enriquecimiento a costa del dinero público (el de todos) no festejaría, no aplaudiría. Por el contrario, repudiaría y pediría justicia, por todos nosotros. En el caso de los que votaron a la ex presidenta Kirchner, ¿con qué cara miran a los familiares de la tragedia de Once, a quienes se quisieron atender en un hospital público sin insumos, a aquellos que estuvieron esperando obras durante más de diez años, a todos los heridos, muertos y afectados por la inversión invisible que se debería haber hecho y no se hizo a causa de complacer objetivos individuales del anterior gobierno? ¿Con qué cara miran a aquellos que preguntan por La Rosadita, por Hotesur, por las rutas del dinero de Lázaro y Austral Construcciones, la valija de Antonini Wilson, Ciccone, Sueños compartidos? ¿Seguirían mirando para el costado defendiendo lo indefendible o aceptarían que quienes hicieron las cosas mal deben pagarlo? Los afectados somos todos, el pueblo argentino. Acá no hay grieta. Si mi hijo robara, ¿lo...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA