Cartas de los Lectores

Inquebrantable

Desde tu trazado inicial la provincia más chica de la Argentina, hoy tu superficie se agiganta impulsada por tu tenacidad inquebrantable. Hace ya casi 200 años hiciste oír el grito sagrado y fuiste cuna de la Independencia. Muchos años después, fuiste sepulcro de la subversión. Hoy te toca ser cuna de la resistencia. Y lo hacés con la misma honra que siempre supiste ostentar. Las imágenes que se vieron la semana pasada y dieron vuelta por el mundo estrujan el corazón. La ira de tu pueblo trasunta la humillación de doce insoportables años de funesto nepotismo de Alperovich. Los tucumanos son gente de fuste, y cuando llega la hora -y la hora ha llegado- se hacen presentes, y no habrá gases, ni balas de goma, ni de las otras, capaces de asfixiar su justo clamor. Servirás de ejemplo para todo un país que hoy te mira con asombro y admiración. Harás oír el ruido de rotas cadenas y no bajarás los brazos ni te dejarás vencer, porque la ignominia no puede ni debe ser tolerada.

Susana Rawson

mailto:susirawson@hotmail.com.ar

Día de la Moneda

En la Comisión de Educación de la Cámara de Diputados obtuvo dictamen un proyecto para instituir el 15 de diciembre como Día de la Moneda Nacional. El proyecto ya contaba con dictamen de la Comisión de Finanzas y ahora deberá ser aprobado en Legislación General para llegar al recinto. La fecha fue elegida por tratarse del día en que el entonces presidente Néstor Kirchner anunció el plan de desendeudamiento con el Fondo Monetario Internacional, en 2006. Según sus considerandos: "El espíritu del proyecto es que volvamos a confiar en nuestra moneda?".

Sería bueno recordar que honrar las deudas no es un mérito, sino un deber, una obligación. Lo mismo que cuidar la moneda nacional, que, desde su creación y en el devenir de la historia, ya ha perdido 13 ceros. Un peso moneda nacional, creado en 1881 mediante la ley 1130, hoy equivaldría a 10.000.000.000.000 de pesos de la misma denominación (m$n).

Carlos E. Ibáñez

LE 4.549.896

Panelistas en TV

Los canales de TV abierta tienen programas donde un conductor, junto con varios "panelistas", opina sobre novedades y chimentos de la farándula y de la actualidad. En uno de ellos se trató esta semana una situación jurídica delictual, emitiendo los panelistas opiniones asertivas y en muchas oportunidades erróneas sobre conductas que deberían ser tratadas por profesionales de temas sexológicos. Si bien uno puede cambiar libremente de canal, me pregunto qué impacto...

Para continuar leyendo

Solicita tu prueba