Carlos Peralta: “El Estado tiene que ser socio del empresariado”

 
EXTRACTO GRATUITO

Carlos Peralta, subsecretario de Relaciones Económicas Internacionales del Ministerio de Producción, Ciencia y Tecnología de la provincia de Buenos Aires, cumplirá 32 años el mes próximo. Nació en Bahía Blanca pero se define como "bahiense no practicante" porque aunque su DNI diga que nació ahí y la familia materna sea de aquellos pagos, el origen de su padre (porteño) lo mantuvo alejado de Bahía.

Cuando tenía 14 años, la familia se mudó a Brasil por razones laborales –su papá, diplomático, fue trasladado a la embajada en Brasilia–. Dice que fue esa experiencia la que lo acercó al mundo de las relaciones internacionales, especialización que empezó a estudiar algunos años más tarde en la Universidad del Salvador. Aunque los planes iniciales apuntaban a la diplomacia, el final de la carrera lo encontró trabajando junto con Gustavo Marangoni, por entonces asesor de Daniel Scioli en la vicepresidencia de la Nación, y actual presidente del Banco Provincia.

Antes de llegar a la subsecretaría de Relaciones Económicas Internacionales del ministerio que dirige Cristian Breitenstein (otro bahiense), en 2011, Peralta tuvo experiencia en el sector privado: trabajó en el Banco Santander y en un call center dedicado a auxilios mecánicos.

"Todo aporta. Trabajando en un call center aprendés a ser más paciente, a tratar con la gente cuando está nerviosa. En la Subsecretaría estamos todo el tiempo hablando con empresarios, chicos y grandes. Estamos muy cerca de su realidad. Siempre trato de escuchar, aprender y ver cuáles son las problemáticas que van teniendo. Si uno sabe escuchar, aprende muchísimo", comenta.

¿Cuál es el balance entre lo que querías hacer cuando asumiste y lo que dejarás el 10 de diciembre? ¿Cuáles son los logros personales que te llevarás y cuáles las frustraciones?

–Como todo, es un proceso de aprendizaje. No lo digo en términos personales sino en el sentido de que las políticas públicas se tienen que ir adaptando a las distintas coyunturas. Creo que estamos entendiendo este proceso que vivimos los últimos 12 años donde la necesidad de acompañar a los empresarios y de resignificar el rol del Estado como un socio del empresario lleva su tiempo y lo seguirá llevando. De hecho es uno de los grandes temas en los que hemos trabajado: de qué manera ser más transparentes y divulgar las herramientas que tenemos a los empresarios y productores de la provincia, que es muy extensa, desde lo financiero a la participación en ferias y misiones...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA