Sentencia de Cámara Nacional de Apelaciones en lo Civil - Camara Civil - Sala C, 31 de Mayo de 2016, expediente CIV 093944/2004/CA001

Fecha de Resolución:31 de Mayo de 2016
Emisor:Camara Civil - Sala C

Año del B. de la Declaración de la Independencia Nacional Poder Judicial de la Nación CAMARA CIVIL - SALA C CIV 93944/2004/CA1 - JUZG. Nº 50 En la ciudad de Buenos Aires, capital de la República Argentina, a los días del mes de Mayo de 2016, reunidos en acuerdo los señores Jueces de la Sala “C” de la Cámara Civil, para conocer en el recurso interpuesto en los autos “CANTERO, GABRIELA Y OTRO C/

ESTADO NACIONAL Y OTRO S/ DAÑOS Y PERJUICIOS”, respecto de la sentencia corriente a fs.

547/554 el Tribunal estableció la siguiente cuestión a resolver:

¿Se ajusta a derecho la sentencia apelada?

Practicado el sorteo, resultó que la votación debía efectuarse en el orden siguiente: S.. Jueces de Cámara Dres.

C., A.J. y D.S..

Sobre la cuestión propuesta la Dra.

C. dijo:

  1. Contra la sentencia de fs. 547/554 que hizo lugar a la demanda y condenó a Trenes de Buenos Aires S.A. y al Estado Nacional a pagar a G.R.C. y M.L.C. la suma de pesos Dos mil ($2.000) y pesos Ciento Noventa y cinco mil ($195.000), respectivamente, con más sus intereses y costas, apeló el Estado Nacional, quien expresó

    sus agravios a fs. 585/594, los que fueron contestados a fs. 596/598.

    Fecha de firma: 31/05/2016 Firmado por: TRIBUNAL C/ LICENCIA DR. DIAZ SOLIMINE Firmado por: L.A.J., Juez de Cámara Firmado por: B.L.C., Juez de Cámara Firmado por: O.L.D.S., Juez de Cámara #12942095#153890503#20160523090101380 Debo aclarar que pese al pedido de declaración de deserción del recurso efectuado por la parte actora en los términos de los arts. 265 y 266 del Código Procesal, y en atención a la amplitud de la Sala que integro en orden a considerar las “expresiones de agravios” que reúnan siquiera de modo mínimo los recaudos legales, priorizando así el derecho de defensa en juicio, de raigambre constitucional, habré de considerar las quejas del apelante, en procura de la revisión del fallo de la anterior instancia.

    Por tratarse de una defensa que hace a la admisibilidad de la acción, que es previa al análisis de la procedencia de la pretensión, me pronunciaré en primer lugar sobre el agravio relativo a la falta de legitimación deducida por el Estado Nacional.

  2. SOBRE LA EXCEPCION DE FALTA DE LEGITIMACION PASIVA OPUESTA POR EL ESTADO NACIONAL.

    El Sr. Juez de grado rechazó la defensa de falta de legitimación pasiva introducida por el Estado Nacional –Ministerio de Economía y Producción - e hizo lugar a la demanda deducida por los accionantes en su contra.

    El Estado Nacional se agravia por ello insistiendo en que el servicio se encontraba a cargo de la concesionaria Trenes de Buenos Aires S.A., siendo un tercero que explota el servicio ferroviario, como una persona jurídica distinta a la del Estado, a su propia costa y Fecha de firma: 31/05/2016 Firmado por: TRIBUNAL C/ LICENCIA DR. DIAZ SOLIMINE Firmado por: L.A.J., Juez de Cámara Firmado por: B.L.C., Juez de Cámara Firmado por: O.L.D.S., Juez de Cámara #12942095#153890503#20160523090101380 Año del B. de la Declaración de la Independencia Nacional Poder Judicial de la Nación CAMARA CIVIL - SALA C riesgo, sin formar parte de la estructura de la Administración.

    Solicita que en caso de confirmarse la sentencia en crisis, se condene únicamente a dicha empresa concesionaria.

    Ahora bien, con la constitucionalización de la tutela de los consumidores y usuarios y, por tanto, de la consideración constitucional de la responsabilidad de los dañadores, no puede mantenerse el enfoque que limitaba la responsabilidad al concesionario, liberando de ella al Estado concedente. Está claro ahora que los perjuicios se originan a través de la violación de un deber que compromete el orden público, que viola la seguridad o el respeto a la dignidad de las personas víctimas; violación cometida por un concesionario de un servicio público –en el caso, el de transporte ferroviario- pero que trasunta o evidencia la falta de contralor, de vigilancia, de seguimiento por parte del Estado concedente. De ahí que, frente a los daños causados por las concesionarias de servicios públicos, a título de principal o comitente, cabe imputar al Estado, de manera objetiva, las omisiones en el cuidado, vigilancia o seguimiento de tales servicios, conforme lo normado por el artículo 1074 del Código Civil (Cfr. M.I., J., “Transporte Ferroviario. Responsabilidad de la empresa concesionaria y del estado concedente.

    Las obligaciones de contralor y vigilancia. El artículo 42 de la Constitución Nacional”, en Fecha de firma: 31/05/2016 Firmado por: TRIBUNAL C/ LICENCIA DR. DIAZ SOLIMINE Firmado por: L.A.J., Juez de Cámara Firmado por: B.L.C., Juez de Cámara Firmado por: O.L.D.S., Juez de Cámara #12942095#153890503#20160523090101380 Revista de Derecho de Daños 2012-1: Daños en el transporte-I, Rubinzal-Culzoni Editores, pág.9/22).

    Indudablemente el Estado posee la calidad de garante de la seguridad de los usuarios por una doble vía: por un lado, por su carácter de titular de los bienes sometidos a la explotación ferroviaria y, por el otro, en su calidad de contralor de las empresas a las cuales se les otorgó la concesión del servicio público (conf.

    W., C., “El Derecho de los usuarios en autopistas y redes viales”, en Manual de los derechos de los usuarios y consumidores, pág, 360.)

    Por ello, la responsabilidad patrimonial estatal no puede ser negada sin más, pero tampoco cabe que el Estado responda siempre por los daños sufridos por los usuarios de servicios públicos (conf. C.. Sala C, “H.F., J.M.

    c/ Trenes de Buenos Aires SA s/ D. y perj.”, L.306.756, del 30/05/2013).

    Es que no puede afirmarse que exista en cabeza del Estado un deber de evitar todo daño, sino en la medida de una protección compatible con la tutela de las libertades y la disposición de medios razonables (Cfr. CSJN, "M. 802XXXV”, Originario, “Mosca, H.A. c/BuenosA., Provincia de [Policía Bonaerense] y otros s/daños y perjuicios", 06-

    03-2007). No se trata entonces de convertir al Estado en un “reparador” de todo daño, sino de abogar en pos de un planteo realista sobre la Fecha de firma: 31/05/2016 Firmado por: TRIBUNAL C/ LICENCIA DR. DIAZ SOLIMINE Firmado por: L.A.J., Juez de Cámara Firmado por: B.L.C., Juez de Cámara Firmado por: O.L.D.S., Juez de Cámara #12942095#153890503#20160523090101380 Año del B. de la Declaración de la Independencia Nacional Poder Judicial de la Nación CAMARA CIVIL - SALA C responsabilidad del Estado que se condiga con su compleja estructura organizacional. Así las cosas, por cuanto la Administración Pública no es portadora de todos lo infortunios de la sociedad, para examinarse su responsabilidad deben ponderarse prudentemente las circunstancias del caso.

    Según lo relatado en la demanda, el 30 de junio de 2003, siendo aproximadamente las 3:30 hs., el entonces menor M.L.C. se encontraba junto con otras personas, la mayoría cartoneros, en la estación Victoria de la ex línea Mitre, a cargo de la demandada Trenes de Buenos Aires S.A.. Cuando se encontraba ascendiendo al tren con el carrito, con cierta dificultad dado que debía contar con la solidaridad de otras personas ya que debía acceder por una escalerita a la puerta de los vagones que está por encima de la altura del andén, el tren arrancó en forma sorpresiva y sin previo aviso. Ello provocó que perdiese el equilibrio, intentando infructuosamente tomarse del pasamanos, cayendo en las vías, sufriendo la amputación parcial de varios dedos de su pie derecho (ver fs. 20vta.).

    Se deduce lógicamente de la falta de un sistema de cierre automático de las puertas y el espacio existente entre el andén y la entrada al coche el obsoleto y deficitario estado del material rodante.

    Ciertamente, la circunstancia de circular normalmente los convoyes ferroviarios de la Fecha de firma: 31/05/2016 Firmado por: TRIBUNAL C/ LICENCIA DR. DIAZ SOLIMINE Firmado por: L.A.J., Juez de Cámara Firmado por: B.L.C., Juez de Cámara Firmado por: O.L.D.S., Juez de Cámara #12942095#153890503#20160523090101380 empresa demandada sin un sistema de cerramiento de puertas o de control de dicha circunstancia que impida accidentes como el de autos en el que el accionante ni siquiera había terminado el ascenso, que se producen con llamativa asiduidad, prueban la ausencia no sólo de controles eficaces por parte del ente regulador y del Estado, sino también de disposiciones regulatorias específicas, vinculadas a la seguridad de los pasajeros (Cfr. CNCiv., Sala “M”, “T.V.A. y otro c/

    Transportes Metropolitanos General Roca SA y otros s/ daños y perjuicios”, 14/7/2011.)

    Ahora, si bien el deber de reparar puede suscitarse por comportamientos activos y omisivos, el caso más probable de responsabilidad es el causado por inacción en el cumplimiento de sus funciones, en particular las de vigilar que la actividad desplegada por los prestadores de los servicios se ejecute de acuerdo con los términos establecidos en los marcos regulatorios y en los contratos respectivos. La configuración de la responsabilidad por falta de servicio depende de la existencia de una omisión antijurídica, para lo cual deben reunirse tres condiciones:

    1) que normativamente se haya impuesto una obligación concreta de obrar; 2) el incumplimiento de la actividad debida por la autoridad administrativa; y 3) que la actividad que la Administración omitió desarrollar haya sido materialmente posible (cf. P., P.F. de firma: 31/05/2016 Firmado por: TRIBUNAL C/ LICENCIA DR. DIAZ SOLIMINE Firmado por: L.A.J., Juez de Cámara Firmado por: B.L.C., Juez de Cámara Firmado por: O.L.D.S., Juez de Cámara #12942095#153890503#20160523090101380 Año del B. de la Declaración de la Independencia Nacional Poder Judicial de la Nación CAMARA CIVIL - SALA C E., “La responsabilidad del Estado y de los concesionarios derivada de la prestación de servicios públicos privatizados” J.A. 2006-III-

    1141).

    En el caso, debatiéndose...

Para continuar leyendo

Solicita tu prueba