Hay otros caminos posibles

 
EXTRACTO GRATUITO

El estudiante, de Santiago Mitre, fue ?para muchos? la mejor película argentina del año, pero más allá de los reconocimientos locales e internacionales y del debate que generó sobre la militancia política universitaria también demostró que existen modelos de producción y distribución alternativos a los convencionales, que tan mal funcionan en la mayoría de los casos para el cine nacional.En principio, este film premiado en gran cantidad de festivales, como los de Buenos Aires, Locarno y Gijón, se realizó sin subsidios oficiales y su lanzamiento fue tan artesanal como su producción. Sin campaña publicitaria, sin copias en fílmico, apelando al empuje de algunos sitios de Internet y de las redes sociales, se estrenó el 1° de septiembre en la Sala Lugones del San Martín, para continuar su recorrido en el Malba (donde lleva cuatro meses en cartel y seguirá durante enero y febrero), en el Cosmos-UBA, en varios Espacios Incaa del interior del país y ?aprovechando las copias digitales de alta definición enviadas a las muestras internacionales...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA