Buscan posicionar al país como un polo de conocimiento

 
EXTRACTO GRATUITO

Un buen caudal de jóvenes universitarios bien capacitados y con conocimiento de idiomas, y una economía con buena infraestructura y un tipo de cambio devaluado ayudaron a que, en la última década, muchas empresas desarrollaran en la Argentina grandes centros de exportación de servicios relacionados con el conocimiento. Ahora, con el objetivo de posicionar al país como un centro de servicios internacional, aun a pesar de que algunas de las condiciones que favorecieron en su momento a la industria hoy ya no existen, 26 empresas decidieron aliarse para crear una asociación que las represente."Es la primera vez que juntamos a las empresas en función de un objetivo común: exportar talento. Ninguna cámara miraba esta industria punta a punta", dice Carlos Palloti, CEO de Argencon, tal el nombre con el que fue bautizada la asociación.La asociación agrupa a empresas vinculadas con servicios profesionales, de contabilidad, asesoría, legales o consultoría (como PwC, Accenture, IBM o Exxon Mobil), a empresas de entretenimiento y generación de contenidos creativos (Telefé, Fox, Young y Rubicam y Despegar.com), y a compañías que se basan en el conocimiento científico y tecnológico (Globant). Entre todas ellas dan empleo a 55.000 personas, aunque, según estiman desde Argencon, en el país toda la industria es responsable de 140.00 puestos de trabajo."En la agenda de Argencon, entre otros temas, está cómo ponemos la marca argentina en el mundo. Necesita ser más allá de la soja", dice el ex número uno de Accenture y ahora presidente de Argencon, Roberto Álvarez Roldán. "La gran preocupación que tenemos en este momento no es la competencia de la India, sino de nuevos competidores que aparecen, como Costa Rica, Polonia o México, que si no nos despertamos nos comerán crudos", subraya.En 2012, según destaca un informe que preparó Argencon, la exportación de servicios del conocimiento representó para la Argentina el ingreso de US$ 6900 millones, una cifra casi equivalente a la del déficit energético actual, y que vino creciendo fuerte en la última década. La exportación de servicios de informática, por caso, se multiplicó 12 veces a lo largo del período, mientras que la de servicios profesionales y audiovisuales creció 18 veces, y las de...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA