Sentencia de Cámara Nacional de Apelaciones del Trabajo , 30 de Junio de 2010, expediente 34.606/07

Fecha de Resolución30 de Junio de 2010

Poder Judicial de la Nación Año del Bicentenario Causa Nro. 34.606/07

SENTENCIA DEFINITIVA NRO. 85.987 CAUSA NRO. 34.606/07

AUTOS: “B.S.C.C./ OBRA SOCIAL BANCARIA

ARGENTINA S/ DESPIDO”

JUZGADO NRO. 49 SALA I

En la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, a los 30 días del mes de junio de 2.010, reunida la Sala Primera de la Cámara Nacional de Apelaciones del Trabajo, para dictar sentencia en la causa del epígrafe, y de acuerdo a la correspondiente desinsaculación, se procede a votar en el siguiente orden:

El D.V. dijo:

  1. La sentencia de fs. 270/283 ha sido recurrida por la parte actora a fs.

    289/292 y por la demandada a fs. 294/301. También apela el perito contador a fs. 286

    los honorarios que le fueran regulados.

  2. La accionada se agravia porque se consideró que el despido indirecto dispuesto por la actora resultó legítimo en virtud de la existencia de irregularidad registral, descuento salarial y falta de pago del SAC.

    Acerca de la primera causal mencionada, expresa la recurrente que la accionante se encontró debidamente registrada en cuanto a su fecha de ingreso y que si hubo errores en la consignación de la fecha de ingreso en los recibos de sueldo, ello no alcanza para sostener que incurrió en irregularidad en la registración.

    Tal como se señala en el fallo, en el responde se admite que debería considerarse como fecha de ingreso el día 1/6/98 pero ninguna argumentación expone la demandada con relación a las distintas fechas de ingreso que consignó en los recibos los que reconoció en forma expresa. Frente a ello, resulta improcedente la invocación realizada en la queja respecto de que se trató de errores en la impresión de los recibos. Sin perjuicio de ello, también cabe advertir que la empleadora registró a la trabajadora en el libro ley 20.744 a partir de agosto de 2001 (ver fs. 196vta.) y en los recibos obrantes a fs. 14 y siguientes se consigna el 1/8/2001 como antigüedad reconocida, lo que también corrobora una irregularidad en el asentamiento de la fecha de ingreso.

    Por otra parte, debe tenerse en cuenta lo expresado por la a quo sobre el reconocimiento de la antigüedad que efectuó la demandada a partir del 1/6/94,

    encuadrando su conducta en la teoría de los actos propios (ver fs. 276, dos últimos párrafos), lo que no aparece debidamente rebatido por lo expresado en la queja.

    Así las cosas, se ha demostrado que la demandada incurrió en irregularidad registral al consignar la fecha de ingreso y dicho incumplimiento, por su gravedad, configuraría suficiente injuria para justificar el despido indirecto.

  3. También se refiere la demandada a la rebaja salarial que tuvo lugar a partir de agosto de 2001.

    Poder Judicial de la Nación Año del Bicentenario Causa Nro. 34.606/07

    La demandada invoca el consentimiento expreso de la trabajadora ratificado a lo largo del tiempo (fs. 295, penúltimo párrafo). Considero que a la presente causa le son aplicables las consideraciones que he tenido oportunidad de formular al votar en la causa “Sangineto Alvariño Sebastian c/Argencard S.A. S/ despido” (S.D.

    82.407 del 9/3/2005). En dicho precedente, como acontece en el presente, la demandada intentó justificar la implementación de una reducción del salario invocando las dificultades económicas surgidas a partir de diciembre de 2001 como consecuencia de la denominada pesificación. Pero olvida que ni la ley autoriza la disminución de salarios como forma de paliar la situación de la empresa, ni...

Para continuar leyendo

Solicita tu prueba

VLEX utiliza cookies de inicio de sesión para aportarte una mejor experiencia de navegación. Si haces click en 'Aceptar' o continúas navegando por esta web consideramos que aceptas nuestra política de cookies. ACEPTAR