Bota chueca

Como en los viejos dichos populares, el ministro de Seguridad de la provincia de Buenos Aires, Sergio Berni, es como una bota chueca. Por más que traten de enderezarlo, y el resultado inmediato de la operación parezca exitoso, vuelve a buscar su lado torcido. En las últimas horas hemos sido testigos de los esfuerzos del presidente Alberto Fernández de detener la disputa pública entre Berni y su ministra de Seguridad, Sabina Frederic, que escaló a niveles poco aconsejables para un gobierno que acaba de empezar y que deja entrever las hilachas de las peleas internas. Después de la reunión del martes en La Plata, en la que también intervino el gobernador Axel Kicillof, (Frederic había dejado trascender que el mandatario...

Para continuar leyendo

Solicita tu prueba