Bielsa y Marsella: se juntan dos apasionados por el fútbol

 
EXTRACTO GRATUITO

Por ahora, la barrera idiomática no es obstáculo para que la comunicación se establezca desde un vínculo más visceral: la pasión por el fútbol. Es la que profesa Marcelo Bielsa y la que se respira en Marsella, la capital del fútbol en Francia. La ciudad sureña cuyas costas son bañadas por el Mediterráneo vive con fanatismo todo lo que le ocurre al Olympique, el equipo que se enfrenta con Paris Saint Germain en el clásico con más rivalidad del país.Después del año sabático que se tomó tras su salida de Athletic Bilbao, donde su comunión afectiva con los hinchas también fue muy intensa, Bielsa llega a un club en el que fue visto con admiración e ilusión desde el primer momento. Sin haber dirigido ni un entrenamiento, el día que llegó para recorrer la ciudad deportiva fue recibido por cientos de hinchas que cantaban su nombre, lo saludaban con pancartas y bengalas de humo. La timidez de Bielsa sólo le permitió levantar un brazo en señal de agradecimiento.El Loco, poco dado a la demagogia y la sobreactuación, sabe que la mejor respuesta que les puede ofrecer a los simpatizantes provendrá del rendimiento que sea capaz de sacarle al equipo. Un Marsella que haga sentir orgulloso y les devuelva la ilusión a su gente. Olympique tiene una historia de grandeza deportiva (en 64 temporadas en primera obtuvo nueve ligas, una menos que Saint Etienne, el máximo ganador), frustraciones (en 1959 descendió por primera vez y estuvo casi una década en segunda) y escándalos (en 1993 fue castigado con un descenso por sobornos; ese mismo año conquistó su única Liga de Campeones al vencer 1-0 a Milan, con un gol de cabeza de Basile Boli). En décadas anteriores pasaron el Beto Alonso y Enzo Francescoli.Como en cada club que pone los pies, Bielsa causa impresión por su riguroso y exigente método de trabajo. Reacondicionó las salas de video y se hizo traer los "alemanes", los muñecos inflables que utilizó en Athletic Bilbao para simular posicionalmente a los jugadores rivales. Las sesiones de entrenamiento son más largas que lo habitual y la preparación física de pretemporada incluyó circuitos con trepadas que algunos medios compararon con la ejercitación militar.La semana pasada, el diario deportivo L'Equipe le dedicó la portada con el título "Revolución Bielsa". En las redes sociales hizo furor el video de tres minutos de una práctica de fútbol que subió la página oficial del club: www.om.net/fr/Videos/301003/videos/11782/Bielsa_hausse_le_ton. Ahí se ve al Bielsa de toda la vida...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA