Sentencia de Cámara Nacional de Apelaciones en lo Civil - Camara Civil - Sala M, 8 de Marzo de 2022, expediente CIV 002328/2013/CA001

Fecha de Resolución 8 de Marzo de 2022
EmisorCamara Civil - Sala M

Poder Judicial de la Nación CAMARA CIVIL - SALA M

ACUERDO. En Buenos Aires, a los días del mes de marzo del año dos mil veintidós, hallándose reunidos los señores jueces de la S. “M” de la Cámara Nacional de Apelaciones en lo Civil, Dras. M.I.B. y G.D.G.Z., a fin de pronunciarse en los autos “B.,

R.L.A. y otro c/Zanabria, H. y otros s/ daños y perjuicios”, expediente n° 2.328/2013, la Dra. B. dijo:

  1. R.L.A.B. y S.M.A.F. demandaron a H.Z. y E.E. por los daños y perjuicios ocasionados a raíz del accidente ocurrido el 14 de julio de 2012, a las 22:30 hs. aproximadamente. Relataron que el día y hora señalados, transitaban a bordo del VW Polo, dominio BMH-573, conducido en aquella oportunidad por B., por la calle Á.D.´elia, de la localidad de J.C.P., provincia de Buenos Aires. En esas circunstancias, mientras se encontraban detenidos previo a iniciar el cruce que la arteria mencionada forma con I.I., fueron embestidos desde atrás por la parte frontal del vehículo Chevrolet Prisma,

    dominio KTZ-571. Solicitaron la citación en garantía de “Orbis Cía. de Seguros S.A.”.

    La compañía de seguros reconoció la cobertura pero negó la ocurrencia del siniestro (ver presentación de fs. 99/105).

    Los demandados no contestaron el traslado de la demanda en tiempo y forma. E.E. se presentó por apoderado a fs. 111.

    La sentencia dictada el 5-5-2020 admitió parcialmente la demanda y condenó a los emplazados a abonar a los actores las sumas que indica,

    con más sus intereses y costas. Hizo extensiva la condena contra “Orbis Cía. de Seguros S.A.” en los términos de la ley 17.418.

    Ésta viene apelada por los actores, quienes expresaron agravios el 1-10-2021 y E. y su seguro, quienes fundaron su recurso el 23-9-2021. Ninguna de las presentaciones mencionadas mereció la respuesta de su contraria.

    .

  2. Está fuera de discusión en la especie que por aplicación de las normas de derecho transitorio, el caso debe ser juzgado a la luz del código civil sustituido (art. 7° CCCN), toda vez que el accidente que se investiga, es de fecha anterior a la entrada en vigencia del Código Civil y Comercial de la Nación.

    Fecha de firma: 08/03/2022

    Firmado por: M.I.B., JUEZ DE CAMARA

    Firmado por: A.P.R., SECRETARIO INTERINO

    Firmado por: G.G.Z., JUEZ DE CAMARA

  3. Daños reclamados a) Incapacidad sobreviniente de R.L.A.B..

    Por incapacidad sobreviniente debe entenderse cualquier alteración del estado de salud física o psíquica de una persona que le impide gozar de la vida en la medida en que lo hacía con anterioridad al hecho, con independencia de cualquier referencia a su capacidad productiva 1. La protección de la integridad corporal y la salud estuvo implícitamente consagrada en la Constitución Nacional de 18532 y, explícitamente, en el art. 42 de la Carta Magna y a través de la incorporación de los tratados internacionales, en la modificación de 1994. Así, tal protección resulta, entre otros, de la Declaración Universal de los Derechos Humanos (art. 25.1: “Todo ser humano tiene el derecho a un nivel de vida que le permita a él mismo y a su familia gozar de salud y bienestar; tiene derecho a la seguridad en caso de desempleo, enfermedad, discapacidad, viudez,

    vejez u otros casos de pérdida de sus medios de subsistencia”); del Pacto Internacional de Derechos Económicos, Sociales y Culturales (art. 12.1: “Los Estados se comprometen al reconocimiento de derecho de toda persona al disfrute del más alto nivel posible de salud física y mental”); de la Convención Americana de Derechos Humanos (art. 5.1: “Toda persona tiene derecho a que se respete su integridad física, psíquica y moral” y art. 11.1: “Toda persona tiene el derecho…

    al reconocimiento de su dignidad”); del art. 18 del Protocolo Adicional a la Convención Americana en materia de Derechos Económicos, Sociales y Culturales (“Toda persona afectada por una disminución de sus capacidades físicas o mentales tiene derecho a recibir una atención especial con el fin de alcanzar el máximo desarrollo de su personalidad”).

    Dos días después del siniestro el actor fue atendido en el Hospital “Dr. R.F.L.” (16-7-2012), donde fue diagnosticado con politraumatismos sin lesiones óseas aparentes (ver. fs. 62/72).

    Luego de examinar los estudios, el perito médico designado de oficio, Dr. F.C.L.F., explicó que, como consecuencia del accidente, B. padece secuelas de un esguince cervical, con dolor crónico y rigidez leve, que genera una incapacidad parcial y permanente del 3%

    T.O.. Indicó que la incapacidad no podría ser revertida ni aminorada con la 1

    Alpa-Bessone, “Il fatti illeciti”, en Tratatto de D.P. (dir. Resigno), XIV-6, p- 9

    2

    S.C.J.Mendoza, sala I, marzo 1-1993, “Fundación Cardiovascular de Mendoza c/Asociación de Clínicas de Mendoza” E.D. T. 153 pág. 163 con nota de S.A..

    Fecha de firma: 08/03/2022

    Firmado por: M.I.B., JUEZ DE CAMARA

    Firmado por: A.P.R., SECRETARIO INTERINO

    Firmado por: G.G.Z., JUEZ DE CAMARA

    Poder Judicial de la Nación CAMARA CIVIL - SALA M

    realización de algún tratamiento, aunque sugirió que realice actividades deportivas en pos de evitar su agravamiento (ver fs. 393/394, 405/406 y 408/410).

    En cuanto a la faz psíquica, la licenciada designada de oficio, P.C.A., afirmó que el siniestro no afectó

    psíquicamente al actor (ver fs. 371/376).

    El art. 477 del Código Procesal establece que su fuerza probatoria será estimada por el juez teniendo en cuenta la competencia del perito,

    los principios científicos o técnicos en que se funda, la concordancia de su aplicación con las reglas de la sana crítica, las observaciones formuladas por los consultores técnicos o los letrados, conforme a los arts. 473 y 474 -de ese mismo código- y los demás elementos de convicción que la causa ofrezca. En la especie,

    encuentro que los informes periciales están suficientemente fundados y no fueron cuestionados por las partes.

    Al fundar sus recursos, ninguno de los...

Para continuar leyendo

Solicita tu prueba

VLEX utiliza cookies de inicio de sesión para aportarte una mejor experiencia de navegación. Si haces click en 'Aceptar' o continúas navegando por esta web consideramos que aceptas nuestra política de cookies. ACEPTAR