Sentencia de Cámara Nacional de Apelaciones del Trabajo - Sala 5, 20 de Agosto de 2013, expediente 28102/2010

Fecha de Resolución20 de Agosto de 2013
EmisorSala 5

Poder Judicial de la Nación -1-

Cámara Nacional de Apelaciones del Trabajo Expte. nº 28102/10

SENTENCIA DEFINITIVA NRO. 75514 . SALA

V. AUTOS: “BELLEN GISELA

NATALIA C/ FORMATOS EFICIENTES S.A. S/ DESPIDO”” (JUZG. Nº 18).

En la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, capital federal de la República Argentina, a los 20 días del mes de agosto de 2013 se reúnen los señores jueces de la Sala V, para dictar la sentencia en esta causa, quienes se expiden en el orden de votación que fue sorteado oportunamente; y EL DOCTOR E.N.A.G.

dijo:

I- Contra la sentencia de primera instancia (fs. 256 /259) que hace lugar en lo principal el reclamo, se alza en apelación la parte demandada a fs. 218/ 220 cuya respuesta obra a fs. 224/228 vta. Asimismo, a fs. 215, el perito contador cuestiona los honorarios regulados a su favor por considerarlos bajos.

II- La primera queja de la demandada, está dirigida a cuestionar la decisión por la cual se consideró que el cambio de lugar de tareas asignado a la actora, configuró un irrazonable ejercicio del ius variandi.

La defensa argumental, básicamente, gira sobre el hecho de que, por un lado, la razonabilidad del cambio está dada por la propia naturaleza de la actividad para la cual fue contratada la actora, en donde los cambios de objetivo constituyen una característica ínsita en la misma naturaleza del contrato de trabajo; y en la presunta aceptación de dicha situación por la actora al suscribir el contrato de trabajo y sus políticas administra-

tivas (fs. 41/43).

Considero que el reseñado juzgamiento arriba firme a esta instancia revisora,

pues la recurrente omite una crítica concreta y específica de los fundamentos preceden-

temente expuestos, ciñendo su planteo a una mera disconformidad con lo resuelto (art.

116 L.O.). En este sentido, la queja no podrá prosperar porque del análisis de los elementos del expediente no se permiten convalidar los presupuestos de hecho invocados por la accionada en sustento de su decisión.

En primer lugar, de conformidad con los hechos reconocidos que no son contro-

vertidos en esta instancia, a la actora se le impuso la mudanza de sucursal de Ituzaingó,

Partido de Ituzaingó, a la de Caseros, Partido de Tres de Febrero; también, que el domicilio de B., a la fecha en que tuvieron lugar los hechos, se encontraba ubicado en aquella primera localidad, muy próximo al lugar de las prestaciones, lo que invaria-

blemente es demostrativo del mayor tiempo de traslado y de dinero que le implicaba el cambio de destino, lo cual emerge como una circunstancia desfavorable para la tesitura de la apelante, desde el momento en que afecta intereses legítimos de la trabajadora.

El ius variandi tiene límites específicos de orden contractual (deben respetarse los elementos esenciales del contrato de trabajo), de orden funcional (no debe ejercitarse arbitrariamente sino que el cambio debe estar vinculado al fin común de la empresa) y sufre limitaciones derivadas del principio de indemnidad (respecto de los intereses -2-

materiales y morales del trabajador).

Cuando se dispone un cambio de entidad tal en el lugar de trabajo que implica modificar una de las condiciones esenciales del contrato, como en autos, dicho cambio no cabe que sea hecho en forma unilateral por el empleador, y requiere, en su caso,

conformidad del dependiente, circunstancia que en el sub- lite no estuvo presente. Si bien la demandada tiene la facultad de realizar la modificación del lugar de tareas, la misma es tal siempre que no le cause perjuicio material ni moral (cfr. art. 66 L.C.T.) al dependiente; en la especie...

Para continuar leyendo

Solicita tu prueba