Batakis, la carta que juega Scioli para el Ministerio de Economía

 
EXTRACTO GRATUITO

Continuidad, sí. Pero de su gestión. Daniel Scioli mostró una de las cartas más esperadas: Silvina Batakis será la ministra de Economía en caso de ganar las elecciones. El gobernador terminó por inclinarse por la responsable de la cartera económica de la provincia bonaerense.

La idea primigenia de Scioli era reestructurar el área que hoy domina Axel Kicillof, pero en los últimos días cambio de opinión; por lo menos en una primera etapa mantendrá la actual organización ministerial.

Así, Miguel Bein, Mario Blejer, Rafael Perelmiter, el resto del equipo económico que rodeará a Scioli en caso de transformarse en el sucesor de Cristina Kirchner, ocuparán secretarías; los dos primeros podrían recaer en las áreas de finanzas y relación con los organismos multilaterales de crédito.

"A la provincia, que era inviable, la hemos puesto en equilibrio, la hemos vuelto viable", destacó Scioli, que con Batakis se definió por una persona de su extrema confianza, y que al mismo tiempo no genera recelos en el kirchnerismo duro.

Una de las virtudes que destacaron en el sciolismo fue la capacidad de trabajo en equipo que tiene Batakis. "La decisión no sorprendió a nadie. Scioli tiene un sistema diferente al actual; habla con todos y después decide", explicó uno de los hombres de confianza del bonaerense.

Licenciada en Economía egresada de la Universidad Nacional de la Plata, Batakis aseguró a LA NACION que trabajará para bajar la inflación a un dígito, pero "sin enfriar la economía y fortaleciendo el mercado interno, que ha sido uno de los dinamizadores durante estos últimos años".

Y agregó: "Vamos a seguir incentivando la creación de empleo formal y de calidad. Para eso vamos a trabajar intensamente, para promover la llegada de más inversiones, fomentar el desarrollo de la industria y conseguir financiamiento para infraestructura productiva".

En una entrevista días antes de las PASO, Batakis manifestó que comparte la mirada que Kicillof tiene sobre la economía. "Debe estar al servicio de la gente", dijo la funcionaria, a cargo del Palacio de Hacienda bonaerenses desde 2011.

La ministra, metódica y de bajo perfil, fue la encargada de llevar adelante un ajuste clásico, lo que le permitió a Scioli llegar a las elecciones con las cuentas provinciales en orden. De ahí también la confianza que le tiene el gobernador.

Para lograrlo recortó gastos y subió impuestos. La recaudación por ingresos brutos -impuesto más importante- entre 2011 y 2013 creció un 89,6%. El...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA