Barça necesita para hoy un espíritu como el de Ramos

Barcelona da la impresión de haber hecho el duelo y vuelve a confiar en su fútbol para una misión que parece una quimera, como lo es remontar el 4-0 que sufrió en la ida ante París Saint Germain. No le faltan recursos para intentar la proeza, pero seguramente ayer, en su fuero íntimo, sin decirlo en voz alta porque al clásico rival no hay que prodigarle elogios, habrá pensado lo bien que le vendría que en el Camp Nou lo impulse un espíritu como el que desborda Sergio Ramos.

El defensor de Real Madrid es un coloso que va al rescate de su equipo en los momentos importantes. En un San Paolo que prometía ser una olla a presión, con unos tifosi tan encendidos como en la época que Diego Maradona hacía maravillas, Sergio Ramos desactivó cualquier amenaza que pusiera en riesgo la clasificación a los cuartos de final de la Champions League.

Sergio Ramos lo hizo a su manera, que por repetida no deja de ser incontrolable para el rival de turno. Hay un córner a favor, va al área, se eleva en las alturas y convierte de cabeza. Salta un poco más que sus marcadores (a veces intentan tomarlo entre dos) y se gana el espacio para imponer su poderío aéreo.

Sus goles suelen tener un valor agregado: inciden directamente en el resultado, no tienen nada de decorativo. Hubo algunos que ocurrieron casi en tiempo de descuento, para que Real Madrid obtuviera puntos que se le escapaban. Hizo dos en las últimas dos finales de la Champions ganadas por el club español. Ayer, Napoli se había ido al descanso con una ventaja de 1-0 por un tanto del belga Dries Mertens. Estaba a un gol de un 2-0 que le habría dado la clasificación por el tanto de visitante en la caída 3-1. El San Paolo empezaba a hervir cuando Sergio Ramos le bajó la temperatura en seis minutos, el lapso que medió entre sus dos cabezazos tras córners de Toni Kroos. En el segundo, la pelota se desvió en Mertens.

Con esos dos festejos, el zaguero que llegó de Sevilla alcanzó el récord de Roberto Carlos como defensor con más goles en la historia de Real Madrid, ambos con 68. De ese total, Sergio Ramos hizo 12 por la Champions, competencia en la que el ex lateral brasileño acumuló 16. Sergio Ramos suma nueve goles en una temporada a la que aún le quedan tres meses; es una cosecha que supera los ocho que marcó en cuatro cursos diferentes.

Al final, Real Madrid repitió el score de la ida, un 3-1 que selló...

Para continuar leyendo

Solicita tu prueba