Sentencia de Cámara Nacional de Apelaciones del Trabajo , 21 de Octubre de 2010, expediente 12.404/08

Fecha de Resolución21 de Octubre de 2010

Poder Judicial de la Nación Año del Bicentenario Causa nro. 12404/08

SENTENCIA DEFINITIVA NRO. 86219 CAUSA NRO. 12404/08

AUTOS: “A.J.B. c.N.P.S.A. s. despido”

JUZGADO NRO. 79 SALA I

En la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, a los 21 días del mes de Octubre de 2.010, reunida la Sala Primera de la Cámara Nacional de Apelaciones del Trabajo, para dictar sentencia en la causa del epígrafe, y de acuerdo a la correspondiente desinsaculación, se procede a votar en el siguiente orden:

La Dra. G.A.V. dijo:

  1. El señor Juez de primera instancia rechazó la demanda orientada al cobro de indemnizaciones por despido y otros créditos de naturaleza laboral. Para así decidir dijo, luego de valorar las pruebas producidas y los antecedentes del caso, que fue válido el acuerdo extintivo del contrato de trabajo, no homologado, que celebraran las partes al amparo del artículo 241 de la ley 20.744 y se formalizara por escritura pública.

  2. Tal decisión es apelada por la parte actora, a tenor de las manifestaciones vertidas en la memoria de fojas 430/450, que fue replicada a fojas 453/357. Por su parte, la experta contable objeta la regulación de sus honorarios por considerarla exigua (fojas 422).

  3. Por mi intermedio, el recurso interpuesto por la parte actora tendrá favorable recepción.

    Los acuerdos extintivos del contrato de trabajo a los que alude el artículo 241, primero y segundo párrafos, de la ley 20.744, como todo acto jurídico, deben ser voluntarios, es decir,

    ejecutados “con discernimiento, intención y libertad” (artículos 897 y 944 del Código Civil).

    En el caso, el convenio obrante a fojas 56, por el que se puso fin al vínculo de trabajo que uniera al señor J.B.A. con la empresa Nobleza Picardo SA debe declararse nulo porque, a tenor del Art.954 del Código Civil, el trabajador no fue libre al expresar el consentimiento para el acto y, por su conducto, se violaron derechos irrenunciables como lo son las acreencias que el ordenamiento de fondo reconoce al trabajador como derivación de un despido sin causa. Es que el acto bilateral encubrió un despido decidido unilateralmente por la empleadora.

    En efecto, luego de analizar las pruebas producidas, su evaluación me persuade en cuanto a que no existió un acuerdo de voluntades real y que, por el contrario, la suscripción del contrato de rescisión constituyó una imposición de la patronal quien, de este modo, ahorró parte del quantum que debía abonar al dependiente.

    Recuerdo que J.B.A., realizaba tareas de vendedor de cartones de cigarrillos. Se movilizaba en un vehículo de propiedad de la empresa demandada. Los cartones estaban destinados a distintos comercios del rubro, como kioscos o almacenes, concretamente de la zona Oeste del Gran Buenos Aires. El día 10.10.07, mientras entregaba mercadería, sufrió

    un robo a mano armada. Dos delincuentes le propinaron varios golpes de puño con armas de fuego, en la zona lumbar, y le sustrajeron la recaudación y el automotor con la carga. Luego de ese hecho, el actor fue atendido, con cargo a la ART de afiliación de la demandada, por un cuadro de lesiones leves. Fue atendido en el Hospital Británico y posteriormente derivado al Instituto SOI SA, en el que inició un tratamiento psiquiátrico, por el que se le otorgó licencia médica.

    Poder Judicial de la Nación Año del Bicentenario Causa nro. 12404/08

    La Historia Clínica perteneciente al actor, correspondiente al citado centro asistencial,

    que está agregado a fojas 241/273, da cuenta del tratamiento psiquiátrico ambulatorio al que se sometió. Que fue atendido por la doctora C.S.V. –M.P.- quien, con fecha 21.02.08, dejó la siguiente constancia: “el paciente se encuentra mejorado en cuanto a sintomatología postraumática y según la opinión del equipo psicoterapéutico el paciente por sus antecedentes debe seguir con tratamiento psiquiátrico y psicológico (...) debe continuar con medicación para su compensación....”.

    En la misma fecha, la ART le otorga el alta (ver fojas 269) por “fin de tratamiento” y con el siguiente diagnóstico de egreso: “síndrome ansioso reactivo”.

    Asimismo, el psico - diagnóstico obrante a fojas 270/272, elaborado por la Licenciada G.A. – Psicóloga- con fecha 25.01.08, da cuenta de que: “...el paciente... se manifiesta deseoso de retorno laboral aunque considera que su tarea es riesgosa...”.

    Finalmente, a fojas 50, obra el formulario de “Constancia de Visita” labrado por La Caja ART, quien informa con fecha 19.02.08 lo siguiente: “...Funcionalidad actual: estabilizado emocionalmente. Refiere no querer retomar su actividad habitual por su exposición a la vía pública. El puesto habitual no es acorde. La empresa no cuenta con puesto alternativo para la reubicación del paciente. Fdo. Dr. E.B. y L.. L.N. –T. ocupacional”.

    1. se reincorporó el viernes 22.02.08 y seguidamente, el lunes siguiente 25.02.08 se suscribió el acuerdo extintivo...

Para continuar leyendo

Solicita tu prueba

VLEX utiliza cookies de inicio de sesión para aportarte una mejor experiencia de navegación. Si haces click en 'Aceptar' o continúas navegando por esta web consideramos que aceptas nuestra política de cookies. ACEPTAR