El autismo infantil

Páginas:144-154
 
EXTRACTO GRATUITO
1
El autismo infantil
1. Introducción al tema
“¿Qué es el autismo?” No es una pregunta novedosa; surgió junto con los primeros casos de
autismo que se conocen.
Si pensamos la respuesta apoyándonos en la clínica, no encontramos grandes dificultades,
ya que el autismo, descripto por Leo Kanner
(1)
es “un síndrome que tiene una sintomatología
muy amplia”
Es pródigo en signos y síntomas que pueden corroborarse aún con test psicométricos, lo que
permite llegar a un acuerdo sobre el autismo desde el punto de vista fenoménico.
Además, es fácilmente reconocible, porque se presenta igual en los diferentes países y
comunidades del mundo.
Se puede detectar ya en los primeros meses de vida, pero no es sólo un trastorno de la
niñez, sino del desarrollo, el que resulta severamente afectado. Sus síntomas cambian según
las diferentes edades; algunos aparecen tardíamente, otros desaparecen con el tiempo.
(2)
El trastorno autista pertenece al grupo de los trastornos del desarrollo, caracterizándose por
la dificultad importante en la interacción social, la comunicación, la flexibilidad de conducta y
la imaginación.
Como en todo trastorno, la gravedad o grado de autismo es variable, con lo cual cada sujeto
presenta diferentes características.
Los niños autistas no presentan razón orgánica aparente. No aprenden a comunicarse con
los demás, viven en su mundo; es decir, no tienen las manifestaciones de socialización
características de la infancia. No aceptan la relación de los que viven a su alrededor, buscan
la soledad. En algunos niños autistas este proceso se detiene a temprana edad. Algunos son
hiperkinéticos, y otros, introvertidos; muchos de ellos llegan a la esquizofrenia o psicosis
infantil. Presentan una debilidad poco común en el desarrollo del lenguaje y puede ser la
razón por la cual no se comunican.
En líneas generales estas alteraciones se presentan de esta manera:
Socialización: Dificultad para los vínculos e interrelaciones sociales de todo tipo, le
cuesta interpretar e interactuar con emociones, deseos e intereses.
(1)
Leo Kanner, “Diagnostic and statistical manual of mental disord ers” 3º Edición, Washington DC, 1987
citado por Aiban Itagelin, “Autismo, teoría clínica y técnica”, P ág. 23, Buenos Aires, Noviembre 1995,
Editorial PSI.
(2)
Aiban Itagelin, “Autismo, teoría clínica y técnica”, Págs. 24 y siguientes, Buenos Aires, Noviembre
1995, Editorial PSI.

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA