Auge de oficinas: el centro se mudó a la Panamericana

 
EXTRACTO GRATUITO

Finalmente sucedió. El centro se mudó a zona norte. Veinte años más tarde de lo que se suponía en los tiempos en que empezó a transformarse en autopista, la Panamericana se ha convertido en un verdadero corredor empresarial, con edificios corporativos que florecen como hongos a ambos lados del camino. Impulsada por una creciente migración de grandes empresas hacia ese sector, esta arteria es hoy un polo de atracción comercial, junto con la primera franja provincial de Av. del Libertador y con lo que se conoce como nodo Philips, en el porteño barrio de Saavedra.La descompresión de la zona céntrica hacia áreas periféricas ha sido el fenómeno más importante en el desarrollo del mercado de oficinas de Buenos Aires, que ha tenido a la Panamericana como la zona de mayor dinamismo. Según surge de un estudio de la consultora especializada Cushman y Wakefield, el incremento de la producción de superficie durante los últimos años ha tenido su impacto sobre el inventario total de la plaza, que cuenta con 164.000 metros cuadrados (m2) de edificios clase A y 121.000 de construcciones clase B (25% del total de oficinas).Entre las razones que explican el auge de este mercado, se cuentan el hecho de que hay mayor disponibilidad de tierra para grandes proyectos, la existencia de una demanda estable y un costo de construcción más bajo que el de la Capital Federal. Se suma un dato no menor: la mayoría de los directores de las compañías multinacionales viven en zona norte y están cansados de viajar hasta el microcentro. Así fue como se instalaron allí Cencosud, Unilever, IBM, Pepsico, Philips Morris, Adidas, Pfizer, Clorox, Bayer, Johnson y Johnson, Revlon, Direct TV, Páginas Amarillas y Siemens, entre otras. Varios puntos del producto bruto interno (PBI) ya se facturan en ese corredor.La oferta futura, en tanto, está compuesta por Nodus Office Park (Torre Norte), que tiene previsto aportar 14.400 m2 rentables este año. Se mantienen también proyectos como Work Center, con 8700 m2, y Pelliza Center, con 12.000 m2. A su vez, el grupo desarrollador Monarca compró allí tierra que permite construir 27.000 m2 de oficinas.Hernán Faigenbaum, director de Cushman y Wakefield, cuenta que hubo muchas preguntas en el mercado acerca de si les iba a ir bien a estos edificios de la Panamericana. El tiempo dio su veredicto. "A todos les fue bárbaro y todos se ocuparon al 100% en un breve período que transcurrió entre 2009 y 2011 -dice el ejecutivo-. Hoy se mantiene esa tendencia, con fuerte...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA