Sentencia de Cámara Nacional de Apelaciones en lo Civil - SALA B, 5 de Mayo de 2015, expediente CIV 074954/2005/CA001

Fecha de Resolución 5 de Mayo de 2015
EmisorSALA B

Poder Judicial de la Nación CAMARA CIVIL - SALA B Buenos Aires, Capital de la República Argentina, a los días del mes de mayo de dos mil quince, reunidos en Acuerdo los Señores Jueces de la Excma. Cámara Nacional de Apelaciones en lo Civil, S.B., para conocer en los recursos interpuestos en los autos caratulados “Artaza, J.M. y otro c/ Empresa Zamora S.R.L. y otro s/daños y perjuicios” respecto de la sentencia de fs. 612/616 el Tribunal estableció la siguiente cuestión a resolver:

¿Es ajustada a derecho la sentencia apelada?

Practicado el sorteo resultó que la votación debía efectuarse en el siguiente orden Señores Jueces Doctores: MAURICIO LUIS MIZRAHI-

CLAUDIO RAMOS FEIJOO- OMAR LUIS DIAZ SOLIMINE.

A la cuestión planteada el Dr. M., dijo:

  1. Antecedentes La sentencia de primera instancia, obrante a fs. 612/616, resolvió rechazar –con costas-- la acción promovida por J.M.A. y M. delV.F. contra S.A.A., Empresa Zamora S.R.L. y Metropol Sociedad de Seguros Mutuos.

    Destácase que la presente litis tuvo su origen en la demanda que luce agregada a fs. 12/15. En esa oportunidad, los accionantes relataron que, con fecha 27 de febrero de 2005, a las 19.45hs. aproximadamente, su hijo M.E.A. circulaba a bordo del rodado Chevrolet dominio VPK-158 conducido por su hermano J.G.A.; quien habría detenido el auto, abriendo los pasajeros las puertas del rodad y siendo en ese momento embestido violentamente por el interno 15 de la línea 550 de transporte colectivo de pasajeros.

    Tal evento, precisamente, fue el que le habría ocasionado a M.E.A. los diversos daños y perjuicios que aquí se reclaman.

  2. Los agravios Contra el referido pronunciamiento se alzó M.E.A. --quien habiendo cumplido la mayoría de edad se presentó en los actuados por su propio derecho-- expresando agravios a fs. 686/690; pieza que mereció la réplica de la citada en garantía a fs. 695/697.

    Las quejas se dirigen a cuestionar el rechazo de la demanda. En particular, el pretensor hace hincapié en el reconocimiento Fecha de firma: 05/05/2015 Firmado por: TRIBUNAL , JUECES DE CÁMARA de la ocurrencia del hecho por parte de las demandadas, así como en la incorrecta valoración de la prueba producida en las actuaciones por parte del magistrado de grado.

  3. Cuestiones a dilucidar. Límites en su análisis El thema decidendum de esta Alzada quedó entonces circunscripto a determinar: a) la atribución de responsabilidad por los hechos acaecidos; b) si correspondiere, la procedencia y cuantía de los rubros indemnizatorios materia de agravio; y, c) de resultar pertinente, la tasa de interés aplicable.

    Es menester efectuar una advertencia preliminar: en el estudio y análisis de los agravios he de seguir el rumbo de la Corte Federal y de la buena doctrina interpretativa. En efecto, claro está que los jueces no están obligados a analizar todas y cada una de las argumentaciones de las partes, sino tan sólo aquéllas que sean conducentes y posean relevancia para decidir el caso (ver CSJN, "Fallos":

    258:304; 262:222; 265:301; 272:225; F.Y., "Código Procesal Civil y Comercial de la Nación, Comentado, Anotado y Concordado", T° I, pág.

    825; F.A.. "Código Procesal Civil y Comercial de la Nación.

    Comentado y Anotado", T 1, pág. 620). Asimismo, en sentido análogo, tampoco es obligación del juzgador ponderar todas las pruebas agregadas, sino únicamente las que estime apropiadas para resolver el conflicto (art. 386, in fine, del ritual; CSJN, "Fallos": 274:113; 280:3201; 144:611).

    Es en este marco, pues, que ahondaremos en dichas cuestiones.

  4. La responsabilidad.

    Se agravia el actor de que en el fallo en recurso se haya rechazado la demanda impetrada por considerar el sentenciante de la anterior instancia que no se encontraba probada la ocurrencia del evento dañoso alegado en la demanda. Al respecto, diré que el artículo 377 del CPCCN es claro en cuanto dispone que es deber de cada una de las partes acreditar el presupuesto de hecho de la norma que invoca como fundamento de su pretensión, defensa o excepción. Este lineamiento significa que se pone en cabeza de quien alega un hecho la carga de su Fecha de firma: 05/05/2015 Firmado por: TRIBUNAL , JUECES DE CÁMARA Poder Judicial de la Nación CAMARA CIVIL - SALA B prueba; así, la obligación de afirmar y probar se distribuye entre las partes, dejando a la iniciativa de cada una de ellas la posibilidad de hacer valer los hechos que pretendan que sean considerados como verdaderos en el proceso (Chiovenda, G., "Principios de Derecho Procesal Civil”, t. II, pág. 253). En otras palabras, la norma indicada “contiene la regla de juicio por medio de la cual se le indica al juez cómo debe fallar cuando no encuentre en el proceso pruebas que le den certeza sobre los hechos que deben fundamentar su decisión, e indirectamente establece a cuál de las partes le interesa la prueba de tales hechos para evitar las consecuencias desfavorables” (D.E., H., “Teoría general de la prueba”, t.I, Ed. Z., Bs. As., 1981, p. 426, citado por M., A., “La carga de la prueba y la norma del artículo 377 del Código Procesal Civil y Comercial de la Nación,” JA, Nº 5, 2013-I, Ed.

    Abeledo-Perrot, 2013).

    Conforme entonces a lo referido, recaía sobre el pretensor la carga de acreditar con las probanzas pertinentes los hechos...

Para continuar leyendo

Solicita tu prueba

VLEX utiliza cookies de inicio de sesión para aportarte una mejor experiencia de navegación. Si haces click en 'Aceptar' o continúas navegando por esta web consideramos que aceptas nuestra política de cookies. ACEPTAR