Sentencia de Cámara Nacional de Apelaciones en lo Civil - Camara Civil - Sala B, 19 de Octubre de 2016, expediente CIV 001396/2012/CA001

Fecha de Resolución19 de Octubre de 2016
EmisorCamara Civil - Sala B

Año del B. de la Declaración de la Independencia Nacional Poder Judicial de la Nación CAMARA CIVIL - SALA B “AREQUIPA, R.E.C.M.J.O. Y OTROS S/ DAÑOS Y PERJUICIOS” (EXPTE. N° 1.396/2012/CA1) – J. 65 Buenos Aires, Capital de la República Argentina, a los días del mes de octubre de dos mil dieciséis, reunidos en Acuerdo los Señores Jueces de la Excma. Cámara Nacional de Apelaciones en lo Civil, S.B., para conocer en los recursos interpuestos en los autos caratulados: “Arequipa, Raúl Eugenio c/

Muñoz, J.O. y otros s/ Daños y perjuicios” (Expte. N°

1.396/2012/CA1) respecto de la sentencia de fs. 172/184 el Tribunal estableció la siguiente cuestión a resolver:

¿Es ajustada a derecho la sentencia apelada?

Practicado el sorteo resultó que la votación debía efectuarse en el siguiente orden Señores Jueces Doctores: ROBERTO PARRILL

  1. CLAUDIO RAMOS FEIJOO.- MAURICIO LUIS MIZRAH

    I.-

    A la cuestión planteada, el Dr. P. dijo:

    1. Contra la sentencia de fojas 172/184 que hizo lugar a la acción de daños originados en un accidente de tránsito interpusieron recursos de apelación el actor y la aseguradora citada en garantía. Mientras el primero lo sostuvo con el escrito de fs. 219/224, cuyo traslado no fue contestado, la aseguradora expresó agravios a fs. 226/228, respondiendo el demandante a fs. 230/4.

      El actor se queja porque no se indemnizó la incapacidad física, por los montos reconocidos para reparar los daños psicológico y moral y porque no se reconocieron intereses sobre las sumas fijadas para resarcir el costo del tratamiento psicológico.

      De su lado, la aseguradora se agravia porque se la condenó a resarcir el daño psicológico y el correspondiente tratamiento y por la cuantía del daño moral y los gastos de farmacia, movilidad y asistencia médica reconocidos.

    2. - Frente a la existencia de normas sucesivas en el tiempo, antes de entrar en el examen de los agravios, debo aclarar que al ser el daño un presupuesto constitutivo de la responsabilidad (cfr. arts. 1716 y 1717 del Código Civil y Comercial de la Nación y art. 1067 del anterior Código Civil), aquél que diera Fecha de firma: 19/10/2016 Firmado por: TRIBUNAL , JUECES DE CÁMARA #14838840#162240688#20161018131025792 origen a este proceso constituyó, en el mismo instante en que se produjo, la obligación jurídica de repararlo.

      En consecuencia, de conformidad con lo dispuesto en el sistema de derecho transitorio contenido en el art. 7° del nuevo Código la relación jurídica que da origen a esta demanda, al haberse consumado antes del advenimiento del actual Código Civil y Comercial de la Nación, debe ser juzgada -en sus elementos constitutivos y con excepción de sus consecuencias no agotadas- de acuerdo al sistema del anterior Código Civil- ley 17.711, interpretado, claro está, a la luz de la Constitución Nacional y de los Tratados Internacionales de Derechos Humanos ratificados por nuestro país porque así lo impone una correcta hermenéutica y respeto a la supremacía constitucional.

      Por otra parte, debo decir que los jueces no están obligados a analizar todas y cada una de las argumentaciones de las partes, sino tan sólo aquéllas que sean conducentes y posean relevancia (ver CSJN, "Fallos": 258:304; 262:222; 265:301; 272:225, entre otros) y tampoco es obligación referir a todas las pruebas agregadas, sino únicamente las apropiadas para resolver (art. 386, in fine, del ritual; CSJN, "Fallos": 274:113; 280:3201; 144:611).

    3. Efectuadas las anteriores aclaraciones, pasaré a examinar los agravios de ambos recurrentes contra la decisión de la Sra. Juez referente a la indemnización de la incapacidad sobreviniente donde incluyera el daño psíquico.

      Según el actor, apartándose de manera arbitraria de las conclusiones de la perito médica designada de oficio, la Sra. Juez decidió rechazar el reclamo por la lesión física, que aquélla experta había verificado como causado por el accidente (ver f. 219 vta y 220). También protesta porque se ponderó el psicodiagnóstico que se acompañara con la pericia médica en cuanto señala la posibilidad de mitigar la lesión psíquica mediante el tratamiento que sugiere. Expresa que el hecho de que “exista una probabilidad de mitigar el daño, en modo alguno autoriza a reducir la indemnización, ello así porque al no haber certeza en cuanto a ello, se violentaría el principio de “alterum non laedere”, toda vez que se...

Para continuar leyendo

Solicita tu prueba

VLEX utiliza cookies de inicio de sesión para aportarte una mejor experiencia de navegación. Si haces click en 'Aceptar' o continúas navegando por esta web consideramos que aceptas nuestra política de cookies. ACEPTAR