Alcohol al volante: tolerancia cero para menores

 
EXTRACTO GRATUITO

Las estadísticas locales y mundiales señalan que son miles las personas que mueren en accidentes automovilísticos provocados por conductores que manejan en estado de ebriedad. Muchas otras personas no mueren, pero quedan mutiladas, incapacitadas por el resto de sus vidas. El alcohol es uno de los factores de riesgo que mayor presencia tienen en los accidentes de tránsito. Un estudio de la Organización Panamericana de la Salud (OPS) reveló que quien bebe antes de conducir tiene 17 veces más riesgo de tener un accidente mortal.La población debe saber que cuando consume alcohol sus facultades resultan afectadas, sobre todo en la franja etaria de los menores de 35 años, que es en la que se registra el 54% de los muertos por sucesos viales y que son los que presentan alta incidencia de consumo de alcohol. Los jóvenes mueren más por accidentes ocurridos en las rutas y calles que por enfermedades. Esto se repite a lo largo y ancho del país.La Agencia Nacional de Seguridad Vial (ANSV), a través del Observatorio Vial, publicó una investigación que procuró establecer un análisis del sistema de creencias que motiva las conductas de riesgo de los jóvenes con relación al consumo de alcohol y la seguridad vial en la Argentina. La conclusión del relevamiento revela un escenario de alarma: "El problema del alcohol al volante no aparece espontáneamente como una preocupación de los jóvenes en el país".El estudio señala que los actores más jóvenes de la sociedad no conciben que la gente pueda conducir mal o de manera imprudente por la intervención del alcohol. El 50% de los encuestados confiesan que sus amigos podrían conducir un vehículo después de ingerir bebidas con alcohol a pesar de ser conscientes del aumento de riesgo de muerte ante un eventual accidente de tránsito. El 93% de las personas de entre 16 y 29 años saben que beber alcohol y manejar...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA