Ajuste de la cuota de alimentos

 
EXTRACTO GRATUITO

La prensa ha recogido el caso de un padre pampeano de dos niños que incrementó, en forma escalonada hasta 2019, el monto de la cuota alimentaria que abonaba, pasando a pagar por encima de lo que había sido acordado en juicio de alimentos. El tribunal de la provincia ponderó la actitud, destacando que el padre en cuestión hizo "lo que todos los alimentantes deberían hacer". Al mismo tiempo que subrayó la actitud del padre, criticó la conducta procesal de la madre, quien ocultó su patrimonio para evitar que aumentara su contribución.

Es sabido que, conforme a nuestra ley civil y comercial, ambos padres tienen la obligación de suministrar alimentos a sus hijos menores, con independencia de con cuál de los dos vivan, pues la custodia es hoy, en principio, compartida entre ambos. Numerosos parámetros se tienen en cuenta para fijar la cuota: los ingresos de cada uno, la prestación de la vivienda, los cuidados personales de quien tiene la obligación principal de custodia, el tren de vida, las presunciones que emanan de él, la forma en que se distribuyeron los esfuerzos económicos durante la convivencia, el patrimonio de cada uno de los padres, sea este propio o ganancial, entre otras pautas.

Uno de los más serios problemas que impactaron sobre las cuotas alimentarias fue la prohibición de ajustar las deudas por inflación. A partir de la ley de convertibilidad ya no se pudo utilizar la información emanada del Indec como su variable de ajuste. Luego, el anterior gobierno se ocupó de destruir el Indec. Esta prohibición, inconstitucional para muchos, complicó los juicios obligando a incidentes periódicos de ajuste de cuota alimentaria que generaron demoras, bien aprovechadas por los...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA