Abstract

AutorJosé I. Cafferata Nores
Cargo del AutorDoctor en Derecho y Ciencias Sociales
Páginas7-8
EL JUICIO PENAL DIGITAL O
CIBERJUICIO
Juicios no presenciales a distancia
en el ciberespacio
ABSTRACT
Con las denominaciones “juicio digital” o “Ciberjuicio”1 intentamos
caracterizar la tramitación total o preponderante de un juicio penal con todos sus
actos procesales y el resguardo de garantías constitucionales en el Ciberespacio o
espacio “virtual”, mediante herramientas tecnológicas digitales “interactivas de
comunicación” directa “que trasmitan” y reciban “en forma simultánea y en
tiempo real, imagen, sonidos y datos a distancia de una misma reunión entre
múltiples personas ubicadas entre uno o más sitios geográficamente distantes”.
La cuestión a resolver (en la ya existente controversia entre sus partidarios y
sus detractores) no debería pasar por el incuestionable nivel constitucional (art.
75, inc. 22, CN) de la oralidad, la inmediación, el contradictorio, la publicidad y
la identidad física del juez del juicio penal. Se debería concentrar, en cambio, en
otro tema: si la presencialidad física en una sala de audiencias, que parece
derivar naturalmente de una interpretación puramente histórica del significado de
las normas constituciona les y convencionales que implican aquellos caracteres
propio del momento de su sanción—, podría ser legítimamente equiparada (por su
mismo significado, no por analogía) mediante una interpretación evolutiva de
aquellas en el contexto de la forma de vida actual, a una presencialidad en el
ciberespacio a través de herramientas digitales de trasmisión a distancia, sin
afectar la esencia de sus alcances constitucionales.
Para el supuesto que se resolviera autorizar el Ciberjuicio penal, debería
hacérselo por ley que contemple su reglamentación como “juicio o procedimiento
especial”, total o parcialmente no presencial” aplicable a los supuestos
1 En este trabajo (que bien podría verse como una última corrección de anteriores borradores y
disertaciones sobre el mismo te ma, fruto de nuevas reflexiones), hemos elegido estas dos
denominaciones, (como también podríamos usar la de “juicio platafórmico”, acuñada por BOVINO,
Alberto - PENNA, Cristian, Juicios penales virtuales disponible desde
http://nohuboderecho.blogspot.com/2020/06/vamos-al-zoom-condenemos-alguien.html) como de
uso alternativo, de modo arbitrario y sin ninguna pretensión científica o de originalidad, con el
único propósito de diferenciar —mediante esos nombres— l os juicios penales “no presenciales”
que se llevan a cabo por medio de conexione s digitales a distancia, de los tradicionales regulados
en los Códigos, que exigen la presencia conjunta, en el mismo espacio físico, de todos los sujetos
procesales actuantes y los órganos de prueba, con libre acceso público. El “espacio virtual”
donde se desarrolla el Ciberjuicio se diferencia del “espacio judicial” de realización de un juicio
penal tradicional, en que aquel no es “tangible” como éste y su presencia se manifiesta “a
distancia”. Quizás por allí se deba también bucear, si son o no equivalentes a los fines de
satisfacer la garantí a de “juicio previo”.

Para continuar leyendo

Solicita tu prueba

VLEX utiliza cookies de inicio de sesión para aportarte una mejor experiencia de navegación. Si haces click en 'Aceptar' o continúas navegando por esta web consideramos que aceptas nuestra política de cookies. ACEPTAR