Sentencia nº 64516 de Cámara en lo Civil y Comercial Sala I de Provincia de Jujuy, de 27 de Diciembre de 2018

Fecha de Resolución27 de Diciembre de 2018
EmisorCámara en lo Civil y Comercial Sala I

En la Ciudad de San Salvador de J., Capital de la

Provincia de J. a los 27 días del mes de diciembre de dos

mil dieciocho, reunidos los Sres. Jueces de la Sala Primera

de la Cámara en lo Civil y Comercial Dres. E.R.C.,

E.J.A.C. y R.S.C. –por

habilitación-, bajo la presidencia de la nombrada en primer

término vieron el E.. Nº C-064.516/16: “ACCION EMERGENTE

DE LA LEY DEL CONSUMIDOR: ALVARADO, PEDRO ALEJANDRO C/ ARTE,

SOL Y AGUA; D.M.L. o DANIEL EMILE MARIE

LAGARDE; E.. Nº C-069565/16 CAUTELAR: ASEGURAMIENTO DE

BIENES- EMBARGO: ALVARADO PEDRO ALEJANDRO C/ LAGARDE DANIEL

EMILE MARIE” en el que:

La Dra. E.R.C. dijo:

  1. Que por estos obrados comparece el Dr. Daniel Sebastián

    ALSINA en representación del Sr. P.A.A.,

    promoviendo demanda sumarísima en virtud la Ley de Defensa

    del Consumidor en contra de la empresa ARTE, SOL Y AGUA, de

    D.M.L. o D.E.M.L., a fin de

    que se condene a la accionada a reparar integralmente los

    gastos que ha afrontado su mandante debido al incumplimiento

    contractual de la demandada, con más los daños y perjuicios

    ocasionados, como así también el pago de daño punitivo, con

    expresa imposición de costas a la contraria.

    Al relatar los hechos que originan la presente causa, señala

    el actor, que el día 25 de julio de 2012, se contactó

    mediante correo electrónico con la empresa Arte, Sol y Agua,

    a los efectos de asesorarse sobre la instalación de una

    piscina de fibra de vidrio en su domicilio, sito en calle

    P.R.C. Nº 163, Barrio Bajo La Viña de ésta

    ciudad, conforme surge de la publicidad realizada por la

    empresa en la web –http:// www.piletas.com.ar/empresas/artesol-

    y agua(online); http://es-la.facebook.com/artesolyagua

    (online); http://guia.clarin.com/arte-sol-y-agua/732430

    (online);- se trata de una empresa, relata el letrado, que

    entre otros rubros, fabrica y comercializa piscinas y spas.

    Refiere que en fecha 29 de agosto de 2012, recibió un correo

    electrónico de parte de D.M.L. o Daniel Marie

    L. –titular de la empresa mencionada- mediante el cual

    le informaba sobre distintas opciones con las que contaba

    para poder instalarle la piscina. En fecha 30 de septiembre

    de 2012, señala que su mandante envió un correo electrónico

    al Sr. L., donde detalló su requerimiento sobre la

    colocación y características de la pileta, teniendo en cuenta

    las propiedades del terreno en donde se colocaría la misma,

    comunicándole en fecha 1 de octubre de 2012, la decisión de

    colocar una piscina de 4 metros de ancho por 10 metros de

    largo.

    Manifiesta que su representado recibió el día 2 de octubre de

    2012 en su casilla de correo electrónico un presupuesto

    detallado sobre el costo de la colocación de la piscina y un

    posterior requerimiento de que depositara la suma de $23.000

    en concepto de adelanto por los trabajos a realizarse. Para

    el día 12 de octubre de 2012, relata el letrado, su mandante

    ya había realizado el deposito señalado, comunicándole en esa

    fecha al contratista que se realizaría la obra de excavación

    del pozo de la pileta –tarea correspondiente a su

    representado- y consultándole cuando concurrirían a su

    domicilio para la colocación de misma, teniendo en cuenta que

    conforme presupuesto, el plazo de entrega era de 10 a 20 días

    de realizado el primer pago.

    Casi dos meses después de la última comunicación, sostiene

    que, en fecha 1 de diciembre de 2012, el Sr. L. le

    informa a su mandante, que viajaría a J. al día siguiente

    junto con su personal de trabajo a los efectos de comenzar

    con la ejecución de la obra, requiriendo una lista de

    materiales de construcción, pretendiendo la disponibilidad de

    un electricista para realizar conexiones de la pileta y

    exigiendo la contratación de una habitación para cuatro

    personas (personal encargado de la instalación de la piscina

    que viajarían junto al empresario).

    Expresa que este viaje no se realizó en la fecha citada,

    aduciendo el empresario que se le había complicado el viaje

    por problemas mecánicos en el vehículo de su propiedad (según

    consta en el mail de fecha 6 de diciembre de 2012)

    comunicándole al señor A. que debía usar un camión para

    viajar con sus operarios cuyo costo ascendía a la suma de

    $3.500, solicitándole insólitamente a su mandante que lo

    ayudara con el 50% de ese monto. Demostrando su buena

    voluntad, se hizo cargo del 50% de los gastos de transporte,

    sin dejar de manifestar su disconformidad.

    Manifiesta que su mandante tuvo que afrontar gastos extras,

    enmendar errores de cálculo y planificación del Sr. L.,

    como la compra de material faltantes y conseguir dos personas

    que ayuden a los albañiles contratados, lo que irrogaron a su

    mandante una serie de incomidades y tiempo que tuvo que

    dedicar para satisfacer los requerimientos del personal.

    Refiere que el día 16 de diciembre de 2012, el Sr. L.

    entregó a su mandante la piscina terminada y en el mismo

    momento recibió del Sr. A. el dinero remanente para el

    pago de la obra, restando abonar sólo la suma de $5.000 para

    la cancelación total y definitiva, la que tendría lugar una

    vez que su representado comprobara que la piscina se

    encontraba en perfectas condiciones y lista para ser usada.

    Aduce que cuando su mandante, con el correr de los días pudo

    llenar la piscina para poder utilizarla junto a su familia,

    comprobó que la misma presentaba una serie de graves defectos

    que tornaban imposible su utilización de acuerdo a los usos

    normales, razón por la cual envió un correo electrónico al

    empresario denunciando el incumplimiento de lo pactado y

    comunicándole que el saldo del precio para la cancelación de

    la obra se encontraría a su disposición una vez satisfechas

    las exigencias requeridas.

    Ante esta situación, relata que el S.L.

    injustificadamente se rehusó dar cumplimiento a las

    obligaciones asumidas contractualmente, enviando un mail

    tergiversador de la realidad, provocando que su parte enviara

    Carta Documento Nº345907805, en fecha 28/02/2013, reiterando

    los términos y solicitudes enviadas por mail, no contestando

    el señor L. esta misiva.

    Resalta, que su mandante en fecha 29 de diciembre de 2012

    recepciona un correo electrónico en el cual el accionado no

    solo reclama el pago del saldo que había sido retenido hasta

    tanto se comprobara el funcionamiento de la pileta instalada,

    sino que también profiere amenazas a sus poderdantes con

    denunciarlos en el Colegio de Abogados y en el INTA, lugar

    este último donde el Ingeniero A. trabaja en relación

    de dependencia. Cabe destacar que conforme surge del mail

    remitido en fecha 20 de enero de 2013, que se adjunta como

    prueba, el demandado efectivamente materializó la amenaza a

    través del mail dirigido al Ingeniero D.T., a quien

    le comunicó la deuda de $5.000, comprometiendo su honor y su

    buen nombre en el medio laboral.

    Manifiesta que con el objeto de empezar a reparar la piscina

    cuanto antes, su mandante decidió promover una medida

    cautelar de Aseguramiento de Prueba que se tramitó por E..

    B-288654/2013, C.: Cautelar de aseguramiento de

    pruebas: A., P.A. y A., G.B.

    c/ Arte, Sol y Agua, la que fue proveída favorablemente por

    la Vocalía Nº 8 de la S.I.I de la Cámara Civil y Comercial.

    En el mes de abril de 2013, relata que la perito

    interviniente en la causa antes citada, se constituyó en el

    hogar de su mandante para recolectar pruebas para la

    realización del informe pericial, ocurrido esto, recién su

    representado pudo realizar las reparaciones pertinentes

    abonadas por su propio peculio, y en el mes de agosto de

    2015, recién se presentó el informe pericial del que se

    desprende la incorrecta y defectuosa construcción de la

    piscina por la cual se abonó una importante suma de dinero.

    Refiere en el capítulo de daños, que se reclama daño

    ...

Para continuar leyendo

Solicita tu prueba

VLEX utiliza cookies de inicio de sesión para aportarte una mejor experiencia de navegación. Si haces click en 'Aceptar' o continúas navegando por esta web consideramos que aceptas nuestra política de cookies. ACEPTAR