Sentencia nº 181485 de Juzgados de 1º Instacia en lo Civil y Comercial de la Provincia de Jujuy - Juzg. 1º C. y C. Nº 1 Secretaría 14, 29 de Septiembre de 2008

Fecha de Resolución29 de Septiembre de 2008
EmisorJuzg. 1º C. y C. Nº 1 Secretaría 14

.

AUTOS Y VISTOS: El expediente Nº 181485/07, “Ejecutivo: Valle Fértil S.A. c/ Azua, C.G., y;

CONSIDERANDO:

  1. Se presenta el Dr. M.M. en nombre y representación de Valle Fértil S.A. a mérito de la fotocopia juramentada de poder general para juicios de fs. 4/5 de autos y promueve demanda ejecutiva en contra de C.G.A. por la suma de dos mil doscientos setenta y cinco pesos con treinta y un centavos ($2.275,31), deuda que surge de la suscripción de un pagaré de fecha 1 de octubre de 2.007 y cuyo vencimiento fue el 20 de noviembre del mismo año, sin que hasta el día de la fecha haya sido cancelado. Dice del derecho a aplicar, ofrece prueba y solicita se haga lugar a la demanda con costas.

    Intimada de pago y citada de remate en legal forma (fs. 13), se presenta C.G.A. con el patrocinio letrado de la Dra. G.V.C., quien opone excepción de falsedad, afirmando que no suscribió el título ejecutivo y negando la existencia de la deuda. Ofrece como prueba pericial caligráfica y solicita el rechazo de la acción con costas.

    Corrido traslado, la parte actora lo contesta a fs. 22/22 vlta, a lo que me remito para ser breve. A fs. 23 se abre la causa a prueba y se intima a la parte demandada a diligenciar la cédula de notificación al perito calígrafo J.M.G., a fin de que se reciba del cargo, en el plazo de cinco días, bajo apercibimiento de tenerla por desistida de dicha prueba (fs. 28), intimación que no cumple. A fs. 34 se hace efectivo el apercibimiento y se llama autos para sentencia, providencia que se encuentra firme y consentida, por lo que se encuentra la causa en estado de ser resuelta.

  2. La demandada opuso excepción de falsedad (art. 486 inc. 4) al progreso de la acción, afirmando que la firma inserta en el título que se ejecuta no le pertenece, y a fin de corroborar sus dichos, ofrece como prueba una pericia caligráfica. Teniendo la carga de diligenciar la cédula de notificación del perito para que se reciba del cargo, la misma no lo hace, haciéndose efectivo el apercibimiento dispuesto, esto es, tenerla por desistida de dicha prueba.

    La Sra. Azua tenía la carga de probar la adulteración material del documento, esto es, de crear la convicción del órgano judicial sobre la existencia o inexistencia de los hechos afirmados en las alegaciones procesales. (Cfr. Palacio. Derecho procesal Civil. Tomo IV. A.P.. 3º edición. P.. 348/349).

    Se ha dicho al respecto que “La carga de la prueba es prescripta por la ley al litigante a fin de que las afirmaciones hechas resulten verificadas y produzcan convicción en el juez sobre la razón que le asiste a las partes y constituye un imperativo del propio interés de éstas, es una circunstancia de riesgo, referida a que quien no prueba los hechos pertinentes pierde el pleito si de ello depende la suerte de la litis. (C.. Sala H, 06/2007, “A.J.L. c/ J.B.J.S. s/ daños y perjuicios”.

    Por lo que la parte demandada habiendo tenido oportunidad de...

Para continuar leyendo

Solicita tu prueba

VLEX utiliza cookies de inicio de sesión para aportarte una mejor experiencia de navegación. Si haces click en 'Aceptar' o continúas navegando por esta web consideramos que aceptas nuestra política de cookies. ACEPTAR