Sentencia nº 46050 de Cámara en lo Civil y Comercial Sala I de Provincia de Jujuy, de 5 de Mayo de 2011

Fecha de Resolución 5 de Mayo de 2011
EmisorCámara en lo Civil y Comercial Sala I

En la Ciudad de San Salvador de Jujuy , Provincia de Jujuy , República Argentina, a los 05 días del mes de mayo del 2011 , los Sres. Vocales de la Sala Primera de la Cámara Civil y Comercial , D.. V.E.F. , M.V.P. y M.R.C. de A. , vieron el Expte . n° B - 460505/06, caratulado : “ Ordinario por indemnización daños y perjuicios : JUSTO AVILES y LIDIA CANABIRE en representación de su hijo menor…… y otros c/ ESTADO PROVINCIAL, HOSPITAL P.S. y J.J. GALO", en el que :

Dr. V.E.F., dijo:

Que por estos obrados comparece el Dr. A.F.C., en su calidad de apoderado del menor L.A.A. por quien sus padres, J.A. y L.C. le otorgaron Poder general para juicios; de la menor M.S.O., por quien su madre le otorgara su representación, y de A.A.A., promoviendo demanda ordinaria por Indemnización de DAÑOS Y PERJUICIOS en contra del ESTADO PROVINCIAL, HOSPITAL P.S., y J.J.G.. Solicita que en la etapa procesal oportuna, se dicte sentencia haciendo lugar a la demanda en todas sus partes condenando a los accionados a la suma dineraria que justiprecie razonable para resarcirlo íntegramente en concepto de indemnización por los daños (material y moral) y perjuicios que le ocasionaron a raíz de la mala praxis médica en la asistencia del parto de la menor M.O. que provocó que la bebé que dio a luz naciera deprimida y grave. Solicita que la indemnización sea comprensiva de los parciales que se designarán en el acápite pertinente de este escrito ( entre ellos el daño material, daño psíquico, daño psicológico y daño moral) , con mas las actualizaciones monetarias, si correspondiere desde la fecha de origen de los daños hasta la de pago, de acuerdo a las fluctuaciones de nuestra moneda, e intereses legales, mas la expresa imposición de costas y costos del proceso, ello, a mérito de los antecedentes fácticos y jurídicos que pasa a exponer.

Funda su pedido en las razones de hecho y derecho que invoca, según las cuales dice que la menor M.S.O., convive con sus hermanos en una vivienda de propiedad de la madre de M. de los Angeles Orrabali, de condición precaria y humilde. M. cocina y atiende a sus hermanos, recibiendo ayuda económica de su madre quién trabaja en la ciudad de Tartagal.

Que, L.A.A., de 18 años nivel primario completo, actualmente desocupado, convive con sus padres y sus hermanos, integra también una familia numerosa y vive en una vivienda humilde junto con sus padres quienes son empleados de maestranza en el colegio D.S. y les colaboran con mercadería y algo de dinero esporádicamente.

Agrega que L.A.A. y M.S.O., tuvieron una hija a la que pusieron el nombre de A.A.A., quien nació el 11 de agosto del año 2005 en el Hospital Pablo Soria.

Señala que la madre tuvo un embarazo completamente normal en su duración y características. Que se realizó todos los exámenes periódicos necesarios previos a dar a luz. Totalizaron nueve los controles médicos prenatales, todos normales sin ninguna novedad, pronosticando un parto también normal.

Que al momento del nacimiento de la bebé, la actividad del parto excedió la duración normal. El período expulsivo se prolongó en demasía provocando la falta de oxígeno necesaria (hipoxia), a la recién nacida, generando con ello que naciera con una depresión grave. Dice que es claro que en un determinado momento el trabajo de parto no pudo ser ya considerado como “evolución normal”, si surgió alguna alteración en los latidos fetales. Recalca que no estamos frente a una enfermedad previa ( todo el embarazo fue normal) sino que el hecho ocurrió en el momento del parto, lo que provocó el sufrimiento fetal severo. Que a los minutos de nacer, como consecuencia de la falta de oxígeno, la bebé tuvo convulsiones y se le debió realizar una reanimación de urgencia ingresando gravemente a la unidad de terapia intensiva, provocando mayor hipoxia, contribuyendo a generar graves lesiones neurológicas. Destaca que el médico que la atendió en el parto fue el Dr. J.J.G. residente de ginecología en el Hospital Pablo Soria, y que en el resumen de la historia clínica se dice que la menor nace deprimido grave “sin causa aparente , se asume como enfermedad hipóxico isquemica grave (convulsión focalizada a la primera hora de vida). Sin embargo durante el trabajo de parto, dicho profesional indica a la enfermera verbalmente la colocación de “hiosina” droga que antiespasmédica que no debió utilizar, ya que al frenar las contracciones prolonga el trabajo de parto provocando con ello el sufrimiento fetal.

Agrega que de la historia clínica de la madre y la bebé daría la impresión que se intenta atribuir la parálisis cerebral de la niña a la “toxoplasmosis” diagnosticada a la madre desde los primeros controles, cuando surge claramente que la hipoxia por parto prolongado le generó las convulsiones y todas las complicaciones y daños neurológicos.

Dice que queda claro que la evolución de la niña fue agravada por el período “expulsivo Prolongado”. Con la mala actuación del médico que atendió el parto se lesionó el sistema neurológico de la bebé. No llora, no puede alimentarse normalmente sino a través de una sonda que le deben introducir hasta el estómago, diariamente se le debe realizar masajes de estimulación para que pueda comer, prácticamente está en estado vegetativo y con constantes convulsiones.

Realiza otras consideraciones sobre la mala praxis, destaca que la menor no cuenta con cobertura médica, no obstante dice que M. presentó todos los requisitos al Instituto de Seguros para obtener los beneficios de la ley por discapacidad mediante Expte nº S-30888/05.

Realiza un capitulo sobre la legitimación pasiva, pretensión resarcitoria, daño material, gastos de internación, secuelas incapacitantes de por vida, pérdida de chance, daño moral, , corrección dineraria (rubro eventual), intereses, costos y costas.

Ofrece pruebas, y finalmente peticiona se haga lugar a la demandada en todas sus partes con expresa imposición de costas.

Sustanciado el traslado de ley, la Dra. M.J.B., P.F., en virtud del decreto de designación obrante en autos a fs. 52/53, se presenta tomando participación por el Estado Provincial, Denuncia incumplimiento de reclamo administrativo previo y opone excepción previa de incompetencia. Corrida una vista a la actora, la misma se opone y solicita su rechazo.

A fs. 61, se presenta el Dr. R.T., en representación del dr. J.J.G., en virtud del poder general para juicios obrante a fs. 60, solicitando franqueo de autos. A fs. 177, contesta demanda y cita como tercero obligado a la cia de Seguros Bernardino Rivadavia Cooperativa Ltda, y al colegio Médico de la Provincia de Bs.As. Distrito III de M..

Realiza una negativa genérica de los hechos invocados, y luego en su versión de los hechos, según los cuales dice que el parto de la menor se desarrolló dentro de los parámetros normales de todo parto y de hecho, quedará demostrado sin lugar a dudas que la paciente no presentó un trabajo de parto prolongado. Que tanto en los momentos previos del nacimiento de la menor como durante y luego no hubo signos médicos que puedan haber demostrado “sufrimiento fetal”, lo que significa que la supuesta hipoxia no es atribuible al momento del parto. Que ha quedado demostrado que la menor nació con una malformación neurológica, la que sin lugar a dudas se debe a un problema congénito. Insiste en que quedará demostrado que el período expulsivo del parto se desarrolló dentro de los tiempos habituales y normales, toda vez que el período expulsivo fue en un tiempo menor a los diecisiete minutos. Se considera período expulsivo prolongado cuando pasa de mas de 40 minutos hasta el nacimiento el cual comienza cuando la dilatación cervical es completa (10 cm).

Agrega que no fueron expuestas las causales reales determinantes de la evolución de la menor, por lo que no puede imputarse a su representado la responsabilidad que se reclama.

Destaca que la paciente M.S.O., ingresa por guardia el día 11 de agosto de 2005 a hs. 13.10, en forma inmediata es evaluada y se ordena su internación porque ya se encontraba con trabajo de parto.

Que el dr. G. solicitó actualización de laboratorio y luego de los controles de rigor como HFV, UDRL, Toxoplasmosis y monitoreo fetal, encontrando todos los valores normales.

A hs. 14.20, realiza nuevo control encontrando evolución del trabajo de parto normal, estos hechos los comunica al médico residente supervisor de guarida (dr. J.L.C.) quien a las 14.30 evalúa a la paciente ratificando el trabajo de parto normal, el cual también a su vez, fue debidamente supervisado por la residente de 3er año la dra. N.P..

Que según los registros consignados en la historia clínica, es hora 14.30, la paciente tenía un nivel de dilatación de 7 cm y el bebé nació exactamente a las 14.57 hs, lo que equivale sostener que el trabajo de parto fue en tiempo normal y el período expulsivo también fue dentro de los parámetros normales. E., dice, no pudo haber falta de oxígeno (hipoxia) en los términos y modo en que sostienen por cierto de una manera temeraria los actores en el escrito de demanda.

Por lo que manifiesta que no hubo mala praxis de parte del dr. Galo, por el contrario actuó en forma diligente y razonable de acuerdo a las circunstancias del caso.

Realiza un capitulo sobre la improcedencia de la demanda, cita tercero, ofrece prueba y peticiona oportunamente se rechace la demanda con expresa imposición de costas.

A fs. 192/ vta, se dicta resolución rechazando la excepción de incompetencia del Tribunal con costas.

A fs. 197/201, se presenta el Procurador Fiscal, dr. J.E.G., tomando participación en virtud del decreto obrante a fs. 196, y contestando demanda.

Realiza una negativa genérica de los hechos, y luego cuenta su versión de los hechos, según la cual dice que de la constancias médicas de autos, a las que se remite en honor a la brevedad, dice que en el caso no se verifica la supuesta negligencia o impericia que infundadamente invocan los actores, toda vez que la atención de la paciente se efectuó conforme lo establecen los...

Para continuar leyendo

Solicita tu prueba

VLEX utiliza cookies de inicio de sesión para aportarte una mejor experiencia de navegación. Si haces click en 'Aceptar' o continúas navegando por esta web consideramos que aceptas nuestra política de cookies. ACEPTAR