En 2014 hubo más de una denuncia por día de ataques a bienes públicos

 
EXTRACTO GRATUITO

de la ciudad preocupa a los porteños: el año pasado por día relativa a pintadas o destrozos de esculturas y otros bienes. Según datos del Ministerio Público Fiscal, en 2014 se registraron 488 reclamos, nueve más que en 2013 y 94 más que en 2012.

El gobierno porteño gasta hasta siete millones de pesos por mes -casi 84 millones de pesos al año- para reparar daños ocasionados por vándalos en monumentos, frentes de edificios públicos y en cartelería urbana, entre otros. La cifra incluye también los gastos que ocasionan la reposición de cestos de basura robados y la quita de afiches y pegatinas varias.

Entre los casos más resonantes está el del parque Lezama, que recurrentemente es objeto de hechos de vandalismo. El último, el de la escultura de la Loba Romana, a la que le robaron las estatuas de Rómulo y Remo. Precisamente este caso llevó al Ministerio de Ambiente y Espacio Público a replantear la instalación de rejas, que no estaban incluidas en la remodelación integral de la plaza que se lleva a cabo actualmente. El enrejado generó polémica entre algunos vecinos y el gobierno porteño (ver aparte).

En el mismo parque Lezama, el Monumento a la Cordialidad Internacional, realizado totalmente en bronce, sufrió serios daños y la pérdida de varias piezas en 2009, y aún permanece deteriorado.

En la comuna 1, conformada por los barrios de Retiro, San Nicolás, Puerto Madero, San Telmo, Monserrat y Constitución, se registró el mayor número de denuncias: 230, 48% del total. Le siguen la comuna 4 (Barracas, La Boca, Nueva Pompeya y Parque Patricios) y la 3 (Balvanera y San Cristóbal), con 44 y 38 casos, respectivamente.

Aunque hay denuncias, la dificultad en identificar a los autores de los hechos hace que la mayoría de los casos sean archivados: casi el 95% de las causas se desestiman, según admitió el Ministerio Público Fiscal.

El acto de dañar y ensuciar bienes está penalizado por el Código Contravencional porteño. El artículo 80 prevé que se castigue al infractor con 1 a 15 días de trabajo de utilidad pública o multa de $ 200 a $ 3000.

En el artículo 80 están incluidos los daños agravados en bienes o lugares públicos (parques, transportes, museos, escuelas, monumentos, estatuas, entre otros). Éste se configura como delito y se puede condenar hasta con cuatro años de prisión (art. 184 del Código Penal, inciso 5).

"El daño a bienes públicos constituye el delito de «daño agravado» porque afecta un espacio que es propiedad de toda la comunidad y es...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA