Prólogo

AutorBenigno Ildarraz
Cargo del AutorProf.Titular Plenario Derecho Administrativo Universidad Nacional de Córdoba
Páginas9-11
PRÓLOGO
Luis Ramiro Carranza Torres responde a la imagen del discipulado
que crece a la luz del trabajo fecundo y la preocupación viva por adecuarse
con estudio serio y metódico a la realidad del mundo cultural jurídico que
hoy nos toca vivir.
Estas condiciones han sido ya probadas a través de numerosas pu-
blicaciones y recibido calificados premios, que ponen en evidencia la
fuerza de la juventud, su compatibilidad con la madurez intelectual y su
proyección creativa.
Abre ahora un nuevo capítulo con este trabajo tan sólido como ne-
cesario, pues se inclina, sin perder de vista el bosque, sobre el árbol que
da sus frutos al derecho procesal administrativo local, poniendo el énfasis
en el ámbito jurisdiccional de nuestra provincia de Córdoba, llenando así
una sentida orfandad en la que se pone en juego la complejidad de la
verosimilitud del derecho, con el prejuzgamiento; la idoneidad de la
opción por la acción más expeditiva en el amparo; el peligro en la demo-
ra en la apreciación jurisdiccional y una suerte de liviandad para exigir
una contra cautela suficiente.
La intitulación de la obra Medidas cautelares respecto de la Adminis-
tración Pública nos pone ante la realidad de un aspecto procesal que ha
adquirido la mayor relevancia; en tal sentido, GARCÍA DE E NTERRÍA caratuló
una obra sobre este tema, “La batalla por las medidas cautelares” en la
que, en vía paralela, se coloca el acento sobre la radicalidad que signifi-
ca, para dar eficacia al derecho, el régimen cautelar. Hay en ello una
fuerza expansiva que no deja de vislumbrar serias preocupaciones, por
las cuales se tiende a invadir toda la órbita procesal.
El proceso en sí, camino a recorrer para llegar al reconocimiento y
ejecución de los derechos litigiosos, se ha tornado tan largo y accidentado,
con tantos recovecos y falaces argucias en el poblado infinito de causas
que siguen el tortuoso derrotero de vencer a la razón por el tiempo,

Para continuar leyendo

Solicita tu prueba