Sentencia de Corte Suprema de Justicia de la Nación, 10 de Diciembre de 2013, F. 48. XLVII

Emisor:Corte Suprema de Justicia de la Nación
 
CONTENIDO

F.

48.

XLVII.

R.O.

Floriner S.A.

(TF 24.275-I) el DGI.

Buenos Aires, AO rh. Jicieu.J3.fe @ JI){3. vistos los autos:

"Floriner S.A.

(TF 24.275-1) c/ DG1".

Considerando:

l°) Que la AF1P-DG1 determinó de oficio la obligación tributaria de Floriner S.A frente al impuesto al valor agregado respecto a los períodos fiscales octubre de 1999 a junio 2000, en el impuesto a las ganancias, en concepto de salidas no documentadas, por los meses noviembre 1998, enero 1999 y marzo a octubre 1999, y el saldo a favor del fisco en el impuesto a las ganancias por el ejercicio fiscal 1999.

Además, liquidó e intimó el pago de intereses resarcitorios y, con relación al 1VA y al impuesto a las ganancias por salidas no documentadas, aplicó sendas multas con sustento en el art.

46 de la ley 11.683.

La mencionada sociedad apeló las respectivas resoluciones ante el Tribunal Fiscal de la Nación.

  1. ) Que el organismo jurisdiccional rechazó el planteo de nulidad formulado por la actora; declaró prescripta la acción del Fisco por el período noviembre de 1998 (salidas no documentadas) y -en lo que respecta a la cuestión de fondorevocó las resoluciones apeladas, incluyendo las multas aplicadas en los referidos actos (conf. fs.

    454/463 vta.).

  2. ) Que para pronunciarse en el sentido indicado, desestimó las objeciones formuladas por la AF1P en cuanto a la real existencia de las operaciones realizadas por la actora con los proveedores cuestionados en la fiscalización, y negó el

    carácter apócrifo que aquélla atribuyó a las facturas respaldatorias de tales operaciones.

  3. ) Que la Sala 11 de la Cámara Nacional de Apelaciones en lo Contencioso Administrativo Federal confirmó la sentencia del Tribunal Fiscal (fs. 507/509).

    Para así decidir, por una parte, rechazó los agravios de la AFIP,. que insistió ante esa alzada en negar la sinceridad de las operaciones impugnadas.

    Por otra parte, la sala juzgó que estaba debidamente acreditado en autos el ingreso desde el exterior de los aportes de capital invocados por la actora y, por ende, tuvo por justificado el incremento patrimonial de la accionante.

  4. ) Que contra tal sentencia, el organismo recaudador dedujo recurso ordinario de apelación (fs. 513/514) que fue concedido a fs.

    515.

    El recurso interpuesto resulta formalmente admisible pues se dirige contra la sentencia definitiva, dictada en una causa en que la Nación es parte, y el valor disputado en último término, sin sus accesorios, supera el mínimo establecido por el arto 24, inc.

  5. , ap. a, del decreto-ley 1285/58 y la resolución 1360/91 de esta Corte.

    El memorial de agravios obra a fs.

    523/540 y su contestación por la actora a fs.

    543/551 vta.

    6 0) Que en su memorial de agravios ante esta Corte, el organismo recaudador afirma que el tribunal a qua incurrió en arbitrariedad al evaluar la prueba reunida en autos.

    Indica -en cuanto a los aportes de capital invocados por la accionanteque no existen elementos suficientes que permitan tener por demostrado fehacientemente el modo en que habrían ingresado los fondos al país, y que su origen sea un verdadero aporte de capital

    . ~ F.

    48.

    XLVII.

    R.O.

    Floriner S.A.

    (TF 24.275-1) el DGI. realizado por la casa matriz de la actora, con asiento en la República Oriental del Uruguay.

    Al respecto, la representante de la AFIP aduce que, en las indicadas circunstancias, se ha producido un incremento patrimonial no justificado, que da lugar a la aplicación del arto 18, inc. f, de la ley 11.683.

    Por otra parte, en relación a las operaciones con proveedores impugnados, sostiene que el a qua no tuvo en cuenta las graves irregularidades detectadas a su respecto por el organismo recaudador en su tarea de fiscalización, y decidió dando relevancia al cumplimiento de meros recaudos formales observados por la actora "para hacer aparecer como reales los hechos que por los indicios concordante s expuestos por el Fisco no responden a la realidad económica de la firma recurrente" (fs.

    537 vta.) .

  6. ) Que en primer lugar cabe recordar que si bien el arto 86, inc. b, de la ley 11.683 otorga carácter limitado a la revisión de la sentencia del Tribunal Fiscal por parte de la alzada y, en principio, queda excluido de ella el juicio de aquel tribunal respecto de los extremos de hecho (Fallos:

    300: 985, considerando 5 0), resulta evidente, como surge del mismo art., que no se trata de una regla absoluta y que, por consiguiente la cámara debe apartarse de las conclusiones del mencionado organismo jurisdiccional cuando éstas presentan deficiencias manifiestas, tal como ocurre en el caso de autos (confr.

    Fallos:

    326:2987, considerando 9°) 8°) Que sentado lo que antecede, en lo relativo a la impugnación de la suma computada por la actora como aporte de

    capital ($ 2.850.000), la posición de la AFIP se fundó en que el referido importe no contaba con el debido respaldo documental que probara fehacientemente el ingreso de los fondos al país ni el origen de éstos.

    Al respecto, el organismo recaudador constató, entre otras inconsistencia.s, que si bien el corredor de bolsa (agente que realizó las transferencias) expresó que las transacciones fueron efectuadas desde la casa matriz de la actora en la República Oriental del Uruguay, de los swifts o reports aportados por el Grupo República S.A., surgía que los fondos provinieron de una cuenta radicada en el Citibank New York perteneciente al Federal Bank Limi ted, y que el beneficiario era P.P. (cfr. fs.

    715 actuaciones administrativas, cuerpo principal n° 4 Impuesto a las Ganancias).

    Además, la AFIP observó la documentación presentada por. F.S. .A. porque en los comprobantes emitidos por las casas de cambio no constaba como parte interviniente ni el Sr.

    N.A. ni la firma a la cual éste representaría.

    Puntalizó asimismo que el señor A. recibió importantes cantidades de dinero en efectivo, que habrían ingresado en forma automática al circuito financiero de la empresa, sin que pasaran por ninguna cuenta bancaria; que la documentación aportada por la contribuyente respecto de las transferencias recibidas del exterior, solo demostrarían el ingreso de las sumas en el país por cuenta y a nombre de un corredor de bolsa de nacionalidad uruguaya (remesas provenientes de otro país, no de Uruguay); pero no justificó que la beneficiaria sea Floriner S.A. filial con sede en la República Argentina, ni mucho menos que esas transferencias provinieran de Floriner S .A, casa matriz con sede en la República

    F.

    48.

    XLVII.

    R.O.

    Floriner S.A.

    (TF 24.275-I) el DGI.

    Oriental del Uruguay; y que no parecía razonable ni se compadecía con las prácticas del comercio, que cantidades de dinero como las que se cuestionan se transfiriesen de país a país sin la implementación adecuada que demuestre la titularidad de los fondos y el verdadero beneficiario.

    Esta situación, unida al hecho de que la contribuyente dio una endeble explicación referida al hecho de que el dinero provenía de una cuenta radicada en New York conduce a confirmar la pretensión fiscal.

    9 o) Que ello es así pues pesa sobre quien pretende justificar un incremento patrimonial con el aporte de capital proveniente del exterior la carga de individualizar al aportante de los fondos y acreditar con adecuado sustento instrumental el modo en que éstos han ingresado en el país (Fallos:

    334:249).

    En el caso sub examine, las circunstancias precedentemente reseñadas impiden tener por cumplidos tales recaudos, sin que obste a ello la existencia de los recibos extendidos por el corredor de bolsa P.P. con la respectiva certificación notarial, pues dicha documentación resulta claramente insuficiente, en el indicado contexto, para demostrar fehacientemente los extremos requeridos.

    10) Que, por otra parte, la Administración Federal de Ingresos Públicos entendió que eran apócrifos los comprobantes emitidos por determinados proveedores de la actora y que no reflejaban operaciones verdaderamente realizadas.

    ) Que respecto de los proveedores M.A. o Producciones S.R.L, Tekko S.A., Ancrona S.A, CEA Consultora de Empresas Asociadas, el organismo recaudador tuvo en cuenta para fundar su impugnación, entre otros aspectos, que los servicios consignados en las facturas extendidas a Floriner S.A. no coincidían con las respectivas actividades declaradas por aquéllos en el padrón de contribuyentes.

    Así en el caso de M.A. Producciones SRL se constató que la actividad declarada era "servicios de publicidad", mientras que en los comprobantes exhibidos por la actora se facturó "comisiones de carpetas presentadas para su liquidación" (fs.

    376/384 del cuerpo principal nO 2 de impuesto a las ganancias y res. de la DGI 360/04 obrante a fs.

    6/60 del 1er cuerpo del expediente principal; ver especialmente fs.

    59/60) Respecto del proveedor Tekko S.A advirtió que éste había declarado como actividad la "colocación de carpintería herrería de obra", mientras que en las facturas exhibidas por la accionante se indica que corresponden a "estudio de carpetas de crédito" (fs.

    341/350 del cuerpo principal n° 2 de impuesto a las ganancias y resolución de la DGI N° 360/04 que obra a fs.

    6/60 del 1er cuerpo del expediente principal -ver especialmente fs.

    57/58) En lo atinente al proveedor A.S.A señaló que la acti vidad declarada era "venta de productos farmacéuticos", en tanto que en los comprobantes exhibidos por la actora se mencionan "estudios reali zados en carpetas de crédito incluyendo la calificación con facturas interbancarias." (cfr. res. de la DGI

    F.

    48.

    XLVII.

    R.O.

    Floriner S.A.

    (TF 24.275-I) el DGI.

    360/04 obrante a fs.

    6/60 del primer cuerpo del expediente principal -ver especialmente fs.

    58/59- Y fs.

    333/340 del cuerpo principal n° 2 de impuesto a las ganancias).

    En forma similar, la actividad declarada por la firma CEA Consultora S.A. consistía en prestación del servicio de "despachante de aduana", mientras que en los comprobantes exhibidos por la accionante se menciona "trabajos de consultoría y trabaj os para la expansión de la empresa" (conf. res. de la DGI 354/04 obrante a fs.

    215/259 primer cuerpo del expediente principal -ver especialmente fs.

    256-, y fs.

    321/326 del cuerpo principal n° 2 de impuesto a las ganancias).

    En relación al proveedor Arianne S .A. la AFIP constató -entre otras irregularidadesno solo que los servicios consignados en las facturas extendidas a Floriner S.A. no coincidían con las respectivas actividades declaradas por aquéllos en el padrón de contribuyentes (la actividad declarada consistía en "Ensefianza prep.

    Primaria, secund, sup" mientras que en las facturas exhibidas se menciona "comisiones sobre carpetas presentadas") sino que también constató que habría facturado a dos clientes servicios totalmente opuestos y a su vez por actividades que en ninguno de los casos coincide con la declarada.

    A.S.A le facturó a F. "comisiones sobre carpetas presentadas" y a Pinturerias Rex "Transportes en camiones con acompafiante" (cfr. res de la DGI 360/04 que obra a fs.

    6/60 del 1er cuerpo del expediente principal -ver especialmente fs.

    56-; fs.

    126/137 del cuerpo solicitudes información a proveedores y

    colaboraciones a la DAFO -cuerpo nO 1 y, fs.

    303/329 del cuerpo principal n° 2 de impuesto a las ganancias).

    En cuanto al proveedor Construpint S.A., el organismo recaudador sustentó la impugnación -entre otros motivosen el hecho de que el domicilio fiscal era inexistente y, en que el proveedor no exhibió los libros de la firma.

    Por último la Administración Federal de Ingresos Públicos impugnó las operaciones realizadas con Imex Internacional S.R.L porque ~entre otras irregularidadesdetectó inconsistencias entre los pagos informados por F.S.A. y los recibos pertinentes.

    12) Que en lo que se refiere a los primeros cuatro casos reseñados - M.A. Producciones SRL, Tekko S.A., Ancrona S.A., C.C., como así también respecto al proveedor A. el Tribunal Fiscal omitió considerar la objeción de la AFIP consistente en que los servicios por ellos facturados no se correspondían con las respectivas actividades declaradas en el padrón de contribuyentes, pese a la reseña allí efectuada (conf. considerando VI fs.

    459 vta./461) por lo que resulta inexacto lo aseverado por la alzada para desestimar la postura del ente recaudador en cuanto a que "la falsedad de un comprobante no puede basarse únicamente en que la empresa no pudo ser hallada en el domicilio consignado en la factura o en que a pesar de estar inscripta ante la A. F. 1. P no ha presentado ‹:ieclaraciones juradas porque todos ellos son hechos que escapan a la responsabilidad del comprador" y que "el fisco no cuestionó que la contratación de los servicios haya existido, basando su impugnación

    F.

    48.

    XLVII.

    R.O.

    Floriner S.A.

    (TF 24.275-1) el DGI. en la supuesta inexistencia de las empresas proveedoras y en irregularidades en la forma de pago" (conf. considerando VIII fs.

    462/462 vta.).

    En efecto / contrariamente a lo señalado por el a quo/ el organismo recaudador consideró, además, que la se- ñalada discordancia entre la naturaleza de la actividad declarada y los servicios facturados constituía una anomalía que daba cuenta de la falta de veracidad de las operaciones impugnadas, extremo que la actora no desvirtuó con información o explicaciones convincentes acerca de su inexistencia y características / como tampoco de las circunstancias que habrían justificado su contratación.

    No lo hizo al interponer el recurso de apelación ante el Tribunal Fiscal (conf. fs.

    61/72 vta.

    -en particular / pta.

    5 impugnación de gastos fs.

    70/71) / ni en oportunidad de contestar los agravios de la AFIP ante la cámara (confr. escrito de expresión de agravios de fs.

    48 O/486 vta. en particular punto agravios de fondo fs.

    481/485)/ ni al contestar el traslado del recurso ordinario de apelación ante esta Corte Suprema de Justicia (fs.

    543/551 vta.) Esa situación, unida a la lacónica descripción de los servicios que presentan las facturas examinadas/ conduce a confirmar la pretensión fiscal, por cuanto ésta se funda en indicios graves y concordante s que impiden tener por acreditada la existencia de las operaciones consignadas en tales facturas / sin que obste a ello el hecho de que los documentos respectivos cumplan los requisitos formales de facturación.

    13) Que contrariamente a la solución a que se llega respecto de los casos examinados en el considerando que antecede/ corresponde desestimar los agravios de la AFIP vinculados con el cómputo de los servicios facturados por Construpint S.A.

    ya que de la fiscalización realizada surge que si bien el domicilio fiscal es inexistente, coincide la actividad declarada con los servicios facturados y el citado proveedor reconoció las operaciones realizadas con F.S.A.

    (confr. resolución de la DGI N° 360/04 que obra a fs.

    6/60 del 1er cuerpo del expediente principal -especialmente fs.

    55- Y fs.

    77/78 del cuerpo solicitudes información a proveedores y colaboraciones a la DAFO -cuerpo n° 1).

    Asimismo, corresponde confirmar lo decidido en las instancias anteriores respecto al proveedor Imex Internacional en tanto reconoció las operaciones realizadas con la actora (confr. fs.

    173 del cuerpo solicitudes información a proveedores y colaboraciones a la DAFO -cuerpo n° 1- y res.

    354/04 de la DGI que obra a fs.

    215/259 del primer cuerpo del expediente principal; ver especialmente fs.

    258) y no hay elementos probatorios suficientes para desvirtuar ese reconocimiento.

    Por ello, se revoca la sentencia apelada en los términos que resultan de lo expresado en los considerandos 8° a 12 de este pronunciamiento confirmándose en estos aspectos los actos administrativos en cuanto al tributo y sus intereses.

    En lo referente a la cuestión examinada en el considerando 13 se confirma el fallo de la cámara.

    Las costas de todas las instancias atinentes a las aludidas cuestiones se imponen en proporción a los respectivos vencimientos (arts.

    71 y 279 del Código Procesal Civil y Comercial de la Nación).

    Todo ello en la inteligencia de que lo aquí resuelto no alcanza a lo decidido por los tribunales anteriores respecto de la multa y la defensa de prescripción,

    F.

    48.

    XLVII.

    R.O.

    Floriner S.A.

    (TF 24.275-I) el DGI. cuestiones que ha quedado firmes por ausencia de agravios ante esta Corte sobre tales capítulos.

    N. y devuélvase.

    / C.;M. ARGIBAYJ.;CARLOS MAQUEDA

    .Recurso ordinario de apelación deducido por el Fisco Nacional (AEI-DGI), representado por la Dra.

    M.A.I.G., con el patrocinio letrado, en el memorial de agravios, de la Dra.

    S.J.P.. Traslado contestado por F.S.A., representada por la Dra.

    S.G., con el patrocinio letrado del Dr. E.S.. Tribunal de origen:

    Sala II, Cámara Nacional de Apelaciones en lo Contencioso Administrativo Federal. Tribunal que intervino con anterioridad:

    Tribunal Fiscal de la Nación.

    D.O.

    00000001

    00000002

    00000003

    00000004

    00000005

    00000006

    00000007

    00000008

    00000009

    00000010

    00000011

    00000012