Sentencia de Corte Suprema de Justicia de la Nación, 20 de Febrero de 2007, S. 1272. XXXIX

Emisor:Corte Suprema de Justicia de la Nación
 
CONTENIDO

S. 1272. XXXIX.

ORIGINARIO

Salta, Provincia de c/ Estado Nacional (Ministerio de Economía) s/ acción de inconstitucionalidad.

Buenos Aires, 20 de febrero de 2007.

Autos y Vistos; Considerando:

  1. ) Que a fs. 351/353 el Estado Nacional interpone recurso de revocatoria contra la providencia que desestimó su pedido de citación de las empresas concesionarias en la explotación de hidrocarburos en el territorio de la actora.

    Corrido el pertinente traslado, la contraparte se opone a lo solicitado (fs. 356/361).

  2. ) Que la demandada expresa que no es la titular de la relación jurídica que motiva este litigio y alega que el rechazo de la citación de terceros importa prejuzgamiento acerca de la excepción de falta de legitimación pasiva oportunamente deducida. Sostiene que cuando hay, como en el sub lite, una defectuosa integración de la litis, debe aceptarse la incorporación de los sujetos presuntamente legitimados, y añade que la citación del tercero en los términos del art. 94 del Código Procesal Civil y Comercial de la Nación tiene por efecto que la sentencia dictada pueda serles opuesta.

  3. ) Que la demanda persigue la declaración de inconstitucionalidad del decreto 1757/1990, en cuanto suspendió la vigencia del cálculo de valor boca de pozo de los hidrocarburos establecido en los arts. 32 a 34 de la ley 23.697, y Cpara el caso en que esa petición sea admitidaC el cobro de las diferencias resultantes de calcular el pago de regalías conforme al marco legal establecido en dicha ley.

  4. ) Que es jurisprudencia reiterada de este Tribunal que sobre quien solicita la citación de un tercero, pesa la carga de demostrar que se trata de alguno de los supuestos que autorizan a disponerla (Fallos:

    313:1053; 318:2551, entre otros). La aplicación de dicho instituto, que es de carácter restrictivo y excepcional, tiene por característica esencial

    la posibilidad de citar a aquél a cuyo respecto se considere que la controversia es común, de modo que no basta con tener un mero interés en el resultado del pleito (Fallos: 310:937).

  5. ) Que la recurrente ha omitido mencionar adecuadamente las razones por las que considera procedente la intervención de los concesionarios para la explotación de hidrocarburos, ya que no ha invocado concretamente la presencia de una comunidad de controversia que suscite su participación obligada en el proceso, omisión que resulta suficiente para desestimar el pedido (Fallos: 320:3004).

  6. ) Que, en efecto, no ha fundado la necesidad de que los terceros integren el debate acerca de la constitucionalidad de las normas impugnadas, extremo cuya dilucidación no requiere su incorporación a este proceso. Por otra parte, si tal pretensión prosperara, la actora sólo ha reclamado las eventuales diferencias de liquidación respecto de la demandada, invocando un marco legal que, a su juicio, la responsabiliza por el pago. El progreso de ese aspecto de la demanda deberá determinarse mediante el examen de las defensas articuladas, entre ellas la excepción de falta de legitimación pasiva, sin que en tal contexto incida la participación de terceros. Resulta manifiesto que el rechazo de la citación no importa anticipo de opinión respecto de la suerte de dicha excepción, ya que ésta podría ser admitida con o sin la intervención de terceros, a la vez que su eventual participación en el proceso no anunciaría la ausencia de responsabilidad de la demandada.

  7. ) Que por lo expuesto, no cabe apartase de la doctrina de este Tribunal que aprecia con criterio restrictivo la incorporación de terceros al proceso (Fallos: 322:1470; 325:3023, entre muchos otros), máxime cuando ésta es solicitada por la parte demandada y, según lo dispuesto en el art.

    S. 1272. XXXIX.

    ORIGINARIO

    Salta, Provincia de c/ Estado Nacional (Ministerio de Economía) s/ acción de inconstitucionalidad.

    96 del Código Procesal Civil y Comercial de la Nación (texto conf. ley 25.488), la sentencia dictada los alcanzará como a los litigantes principales.

    Por ello, se desestima la reposición pedida, con costas (art. 68 del Código Procesal Civil y Comercial de la Nación).

    N.. E.I.H. de NOLASCO - CARLOS S. FAYT - ENRIQUE S.P. -J.C.M..