Sentencia de Tribunal Superior de Justicia de la Provincia de Córdoba - Sentencia nº de Sala Civil y Comercial, 21 de Septiembre de 2011

Actor:WARNIER NIDES CELINA Y OTROS
Demandado:CIARMATORI DUILIO ENRIQUE Y OTROS
Fecha de Resolución:21 de Septiembre de 2011
Emisor:Sala Civil y Comercial
RESUMEN

DAÑOS Y PERJUICIOS – ACCIDENTE DE TRÁNSITO – DETERMINACIÓN DE RESPONSABILIDAD – PREJUDICIALIDAD PENAL – ABSOLUCIÓN DEL ACUSADO - ARCHIVO DE ACTUACIONES – EFECTOS.

 
EXTRACTO GRATUITO

SENTENCIA NÚMERO: CIENTO NOVENTA Y NUEVE

En la ciudad de Córdoba, a los VEINTIUN días del mes de SETIEMBRE de dos mil once, siendo las DIEZ hs., se reúnen en audiencia pública, los Sres. Vocales de la Sala Civil y Comercial del Tribunal Superior de Justicia, Dres. Armando Segundo Andruet (h), Domingo Juan Sesin y M. de las Mercedes Blanc G. de Arabel, bajo la presidencia del primero, a fin de dictar sentencia en los autos caratulados: “WARNIER NIDES CELINA Y PABLO JESÚS QUEVEDO Y JORGELINA DEL VALLE QUEVEDO C/ DUILIO ENRIQUE CIARMATORI Y LUIS OSCAR CARBONETTI - DAÑOS Y PERJUICIOS - RECURSO DE CASACIÓN" (W – 02/09), procediendo en primer lugar a fijar las siguientes cuestiones a resolver:-

PRIMERA CUESTIÓN: ¿Es procedente el recurso de casación interpuesto por la actora?.-

SEGUNDA CUESTIÓN: En su caso, ¿Qué pronunciamiento corresponde?.-

Conforme al sorteo que en este acto se realiza, los Sres. Vocales votan en el siguiente orden: Dres. Armando Segundo Andruet (h), Domingo Juan Sesin y M. de las Mercedes Blanc G. de Arabel.

A LA PRIMERA CUESTIÓN PLANTEADA EL SEÑOR VOCAL DOCTOR ARMANDO SEGUNDO ANDRUET (h), DIJO:

I. La parte actora -a través de apoderado- interpone recurso de casación en estos autos caratulados: "WARNIER NIDES CELINA Y PABLO JESÚS QUEVEDO Y JORGELINA DEL VALLE QUEVEDO C/ DUILIO ENRIQUE CIARMATORI Y LUIS OSCAR CARBONETTI - DAÑOS Y PERJUICIOS - RECURSO DE CASACION" (W-02/09), contra la Sentencia número ciento nueve de fecha veintitrés de diciembre de dos mil ocho, dictada por la Cámara de Apelaciones en lo Civil, Comercial y Contencioso Administrativo de San Francisco, fundado en las causales previstas de los incs. 1° y 4° del art. 383 del CPCC.-

Corrido traslado de la impugnación a la parte demandada, ésta lo evacua a fs. 389/395.-

Mediante Auto Interlocutorio número ciento sesenta y dos de fecha treinta y uno de agosto de dos mil nueve la Cámara a quo concede la casación deducida, exclusivamente por el motivo del inc. 1° del art. 383 del CPCC, y sólo por la causal de "quebrantamiento de formas" (fs. 400 vta.).

Elevadas las actuaciones a esta Sede, dictado y firme el proveído de autos (fs. 404) queda el recurso en condición de ser resuelto.

II. La articulación recursiva, en los límites en que ha sido habilitada, es susceptible del siguiente compendio:-

Sostiene la quejosa que resulta arbitraria y carente de asidero la equiparación que en el fallo en crisis se ha hecho entre el decreto de archivo de las actuaciones penales con la absolución a la que alude el art. 1103 del Código Civil. Para justificar tal aserción, se ocupa de delimitar conceptualmente las nociones de absolución y sobreseimiento, y por citar doctrina y jurisprudencia que niega toda posibilidad de asimilar las dos instituciones.

Agrega que la "prejudicialidad penal" a la que refieren los arts. 1102 y 1103 del Código Civil exigen -insoslayablemente- la existencia de una sentencia dictada por el juez penal. En esta línea, postula que en el sub lite no ha habido ni proceso penal, ni decisión alguna del Tribunal de ese Fuero, toda vez que el Fiscal decretó el archivo de las actuaciones y se abstuvo de imputar, con lo cual, ni siquiera se dio la "acusación" en los términos del art. 1101 del Código Civil.-

En función de todo lo expuesto, asegura que el pronunciamiento bajo anatema quebranta el principio de razón suficiente toda vez que refiere a la existencia de cosa juzgada sin que exista fallo alguno dictado por un Tribunal Penal. En idéntica senda, enrostra al resolutorio falta de fundamentación legal, ya que la interpretación acordada al art. 1103 del Código Civil resulta arbitraria e insostenible.-

III. En lo tocante a la admisibilidad del recurso, primeramente es preciso destacar que la Sala goza de amplia competencia para controlar la corrección de la sentencia impugnada porque la controversia planteada entre las partes y allí decidida constituye una cuestión de carácter procesal.-

Ello es así por cuanto, la normativa utilizada por el tribunal de mérito en su resolución (art. 1103 del Código Civil), es una norma de naturaleza procesal, no de derecho civil material, desde que está dirigida a fijar la eficacia o influencia de la sentencia penal en este...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA